«El procés ha sido letal». El ex president de la Generalitat, José Montilla, ha lanzado este lunes un contundente ataque a los partidos independentistas a los que ha acusado de llevar a Cataluña a una situación dramática de la que «sólo se han beneficiado las élites de Madrid y Valencia». También ha tenido críticas para el Gobierno del Mariano Rajoy y los Comunes, a los que ha tachado de «palmeros» del independentismo tras advertir de que la petición de un referéndum pactado sobre la independencia no tiene futuro.

Montilla ha lamentado la huida de empresas con la que «hemos perdido todos, pero sobre todo los catalanes» tras recordar que Barcelona «ha dejado de ser plaza importante» en el mundo financiero y de los seguros y la salida de las empresas del IBEX.

Con todo, ha advertido de que el proceso independentista ha tenido costes peores todavía en términos de fractura social y desprestigio de las instituciones catalanas y ha señalado que ha llegado el momento de exigir responsabilidades políticas a sus líderes.

«Hemos perdido credibilidad en España, nos hemos convertido en principal problema político español, y la hemos perdido también en Europa. Han conseguido que en todos lados se hable de Cataluña pero dudo que sea nuestra mejor tarjeta de visita», ha lamentado para concluir preguntándose: «¿Nos ayuda en Bruselas la internacionalización del procés para conseguir la Agencia del Medicamento?».

No habrá referéndum

Montilla ha rechazado también la opción de un referéndum pactado que defienden Podemos y los Comunes, a los que ha tachado de «palmeros de la DUI». Es un planteamiento, el de reformar la Constitución para habilitar la celebración de un referéndum de independencia «que tiene poco recorrido en el momento actual».

Los dos grandes partidos se oponen a ello, ha recordado el ex president catalán, tras apuntar que el Tribunal Constitucional ya ha sentado doctrina en el sentido de que sería necesario reformar la Constitución para legalizar una consulta de ese tipo.  «No hay Estado que vea con buen grado su amputación, porque España sin Cataluña no sería España, no estamos hablando de Ceuta y Melilla».

No hay Estado que vea con buen grado su amputación, porque España sin Cataluña no sería España, no estamos hablando de Ceuta y Melilla»

Ante estas declaraciones, las críticas al ex president no se han hecho esperar y ha tenido que realizar una aclaración a través de twitter.

El inmovilismo de Rajoy

Montilla ha sido igualmente crítico con el Gobierno de Mariano Rajoy, al que ha recriminado su inmovilismo. «Cuando hay manifestaciones tan importantes que se repiten denotan un problema», ha apuntado.

«Evidentemente hay gente manipulada, pero hay un problema de fondo no resuelto, y que no se resuelve con la independencia». En su opinión, hay que ofrecer una salida a esta gente, «con la que hay que contar, a una parte sustancial hay que intentar convencerlos y recuperarlos, sino será muy difícil gobernar este país y que tenga futuro».

En este contexto, ha abogado por ver las elecciones del 21 de diciembre como «una nueva oportunidad para la reconstrucción a la base de la reconciliación, entre catalanes y con el resto de España». Un objetivo para el que ha defendido «el retorno del catalanismo transversal, es la hora de los moderados», ha concluido.