Diego Armando Maradona ha sido una de las estrellas que ha participado en el sorteo de la fase de grupos del Mundial de Rusia 2018, celebrado este viernes en Moscú. El astro argentino ha lucido un traje oscuro con una llamativa pajarita amarilla, que no ha pasado desapercibida. Especialmente para el diputado autonómico de la CUP Albert Botrán, que ha querido felicitar a Maradona por la elección del color del complemento, que el independentismo asocia a la reivindicación de libertad para los encarcelados por el procés.

«Gracias por el detalle, Diego. #LibertadPresosPolíticos», ha tuiteado Botrán en tono irónico, tras la polémica desatado en los últimos días alrededor de la utilización de este color en la iluminación pública. Esta semana, PP y Ciudadanos han presentado un recurso ante la Junta Electoral en la que denunciaban la utilización política de espacios públicos como fuentes o fachadas, cuya iluminación había pasado a ser amarilla como mensaje de apoyo a los políticos encarcelados.

La resolución de la Junta Electoral dio la razón al recurso del PP, que pedía prohibir el uso del color amarillo en fuentes y edificios públicos porque «representa a una de las opciones que se presenta a las elecciones» y esto implica una vulneración de la obligación de neutralidad de las instituciones públicas.

Rechazó la Junta los argumentos esgrimidos por el consistorio en contra de dicha vulneración de que la iluminación no tiene ningún interés partidista, sino que es simplemente una expresión de solidaridad con las familias de personas privadas de libertad y que las manifestaciones a favor de la libertad de los presos son ejercicios de libertad de expresión.

Alberto Fernández, que hizo pública la resolución, exigió al Ayuntamiento de Barcelona que «la acate inmediatamente». Fernández subrayó que la Junta Electoral considera que la iluminación de amarillo de fuentes y edificios públicos «ni es un ejercicio de solidaridad ni de respeto al derecho de libertad de expresión», y atenta a la obligación de neutralidad que tiene el Ayuntamiento de Barcelona como institución pública.