El ex vicepresidente de la Generalitat, Oriol Junqueras, ha reiterado durante la vista de apelación del Tribunal Supremo que nunca ha defendido ni optado por la violencia en el camino hacia la independencia de Cataluña. “Soy un hombre de paz y busco el diálogo”, ha dicho a los magistrados que deben decidir sobre su recurso. El dirigente de ERC ha asegurado además que cree en una “solución bilateral al conflicto” y que apuesta de forma clara por la “negociación” con el Estado.

En su alegato final, Junqueras también ha hecho referencia a que sus “posiciones religiosas” le llevan a defender “la justicia, la libertad y la paz”, según ha podido conocer El Independiente de fuentes presentes en su declaración.

Asimismo, el líder de ERC ha solicitado a la Sala compuesta por los magistrados Alberto Jorge Barreiro, Francisco Monterde y Miguel Colmenero que acuerden su excarcelación para que pueda “representar a la gente que le ha votado” en Cataluña y para poder “estar con su familia”. Junqueras ha intervenido de manera excepcional después de la argumentación de su abogado, Andreu Van den Eynde, quien ha defendido que su cliente apuesta por la “concordia” .  Además, el letrado ha subrayado a los medios de comunicación a las puertas del Supremo que confía en que la Sala sea “sensible a la situación de prisión” de Junqueras.

Fiscalía solicita que permanezca preso

Por otro lado, la Fiscalía del Alto Tribunal ha vuelto a solicitar al tribunal que mantenga al líder independentista en la situación de prisión preventiva. En la vista de apelación, el fiscal Javier Zaragoza ha reprochado al investigado que en ningún momento ha mencionado de forma expresa que acata la Constitución española así como que trate de utilizar su condición de candidato electo de Esquerra para obtener ahora un atenuante en sus medidas cautelares.

Fuentes jurídicas consultadas por este medio sostienen que la mayoría de la Sala, entre ellos el ponente Miguel Colmenero, se inclina por mantener en prisión al ex vicepresidente catalán y confirmar el criterio aplicado por el instructor Pablo Llarena que apreció el pasado mes de diciembre riesgo de reiteración delictiva en caso de que el líder de Esquerra fuera puesto en libertad.

Además, fuentes del Supremo consultadas recalcan que desde el Alto Tribunal se tratará de dar una respuesta unánime al recurso presentado por el vicepresidente del Govern cesado dada la “gravedad” de los hechos que se investigan en esta causa. No está previsto que el fallo se notifique hoy.