El ex conseller de Interior de la Generalitat, Joaquim Forn, acaba de presentar ante el instructor del Tribunal Supremo Pablo Llarena su escrito donde solicita su libertad al acatar «sin ambigüedades, reservas o ambivalencias semánticas, que su convicción y voluntad firme se sitúan en desplegar su actividad política en relación a los fines de consecución de un Estado propio para Cataluña con sujeción al marco y cauces informativos que la Constitución de 1978 y el Estatut de Autonomía de 2006 contemplan».

En el escrito, avanzado por El Independiente, los letrados de Forn sostienen que no hubo «pasividad» por parte de los Mossos D´Esquadra «ni constancia» de que el imputado pusiera a los Mossos al servicios del «proyecto independentista».

“Nunca, y de ningún modo, don Joaquim Forn puso a los Mossos D´Esquadra al servicio del proyecto independentista del Govern del que formaba parte», recalcan sus letrados

“Nunca, y de ningún modo, don Joaquim Forn puso a los Mossos D´Esquadra al servicio del proyecto independentista del Govern del que formaba parte. Sin duda, una tal conducta habría sido extraordinariamente grave pero el ex conseller supo disociar su compromiso con los impulsos políticos del Govern y las específicas obligaciones como conseller de Interior, de modo que no existe ni remotamente principio de prueba que permita afirmar conducta tendente a alterar la naturaleza de Policía Judicial de los Mossos D’Esquadra”, sostienen los abogados Cristóball Martell y David Pérez.

En su petición de libertad, el preso preventivo asegura que «no existe, ni remotamente, atisbo de intoxicación y/o incitación desviada desde el poder político del conseller Forn, que permita afirmar que ejerció dominio funcional del curso causal en el discurrir del operativo policial. Los mandos policiales declarantes han asumido, lealmente, como propias y sin incidencia extraña del poder político, las medidas tomadas, su clase e intensidad. (…) No hubo pasividad ni el dispositivo policial desplegado cabe atribuido en su control funcional al conseller de Interior».

Sánchez asegura que no es «oportunista»

También  ha presentado este viernes escrito en el Alto Tribunal Jordi Sànchez, exlíder de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) y diputado de JxCat, quien pide su excarcelación al apostar por la «aceptación del vigente marco constitucional, sin perjuicio del mantenimiento de la legítima voluntad de modificarlo por vías siempre legales, pacíficas y democráticas».

El preso añade que ahora «la situación se está normalizando» en Cataluña después de que se celebrasen unas elecciones en «plena paz social». El líder independentista, asistido por el letrado Jordi Pina asegura además que su renuncia a la vía unilateral no es «oportunista».

«Esta circunstancia ha sido claramente ratificada en su declaración manifestando por un lado el juramento o promesa a acatar la Constitución española y el Estatuto de autonomía que ya ha dejado presentado por escrito en el Parlament», apostilla.