Política

Zapatero, Iglesias y Garzón se unen en apoyo a Evo Morales: "Es el mejor presidente"

Pablo Iglesias, José Luis Rodríguez Zapatero y Alberto Garzón, en el acto de apoyo a Evo Morales celebrado en Madrid.

Pablo Iglesias, José Luis Rodríguez Zapatero y Alberto Garzón, en un acto de apoyo a Evo Morales celebrado en Madrid en diciembre de 2018. EFE

El ex presidente de Gobierno y ex secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, y Alberto Garzón, coordinador general de IU, han acudido este miércoles noche a un acto de apoyo a la polémica reelección del presidente de Bolivia, Evo Morales, que intentará conseguir un tercer mandato pese a que hace dos años el pueblo rechazara el referéndum para cambiar la Constitución. Los dirigentes han alabado la figura del presidente boliviano y mientras que Iglesias le ha tildado como «el mejor presidente de la historia de Bolivia», Garzón le ha descrito como un «ejemplo» en cuanto a luchas sociales. Zapatero ha querido marcar distancias con el PSOE -«solo represento a ZP», ha bromeado- y ha recordado las 700 ambulancias que España donó a Bolivia en 2007 y 2008, durante su mandato.

Iglesias y Zapatero han mostrado buena sintonía, con confidencias y bromas durante el acto

El acto Por Bolivia, con Evo se ha celebrado precisamente en el segundo aniversario de aquel referéndum del 21 de febrero de 2016 en el que Morales perdió por la mínima: un 51% rechazó ampliar su mandato frente al 49%, partidario de su reelección. El asunto generó división en Bolivia después de que el Tribunal Constitucional autorizara a Morales a ser candidato de nuevo, a pesar de que la Constitución limita a dos el número de mandatos presidenciales consecutivos, y después de que los bolivianos rechazaran en referéndum reformarla para eliminar ese límite. El malestar de la oposición boliviana también ha estado presente en el encuentro y una persona del público ha sido expulsada por sacar una pancarta en la que se podía leer «El pueblo dijo no».  Las protestas durante la intervención de Rodríguez Zapatero también entorpecieron su discurso.

Los tres dirigentes han accedido juntos al auditorio Marcelino Camacho de CCOO, donde se ha celebrado el acto de campaña, organizado por la Plataforma de Apoyo a Bolivia y en colaboración con el Gobierno boliviano y su embajada en Madrid. Iglesias y Zapatero han mostrado durante las casi dos horas de encuentro una magnífica sintonía, con confidencias y bromas durante el resto de intervenciones.

El primero en intervenir ha sido Alberto Garzón, que ha descrito IU como “un proyecto político hermanado con la lucha del pueblo bolivariano”. En este punto, ha establecido un paralelismo entre Bolivia y España, señalando que “la lucha de Evo [Morales] es también la lucha de la transición entre un gobierno de redes clientelares hacia otro en el que se respetan los  derechos humanos y hay avance social”. «Es un ejemplo y otros pueblos tenemos que aprender mucho de esas luchas», ha zanjado.

El líder de IU ha lanzado un guiño a su aliado de Podemos y ha insistido en la importancia de la unidad de la izquierda en el país latinoamericano . «Esto es cuestión de unidad de gobiernos de izquierda de América Latina en las defensas de esas conquistas sociales», ha promulgado, bajo el asentimiento de Pablo Iglesias. «El pueblo de Bolivia tiene en IU un aliado incondicional», ha sentenciado Alberto Garzón.

Más contenido se ha mostrado Iglesias, que ni siquiera incluyó su participación en el acto en la agenda oficial del partido. El líder de Podemos ha advertido al  principio su intención de  no entrar en polémicas. «He visitado Bolivia en muchas ocasiones como asesor político y como secretario general de Podemos. Mi opinión ya la conocen ustedes», se ha justificado, para ampararse en «datos fríos»  que se ha dedicado a enumarar: índices de pobreza, desigualdad o alfabetización que, a su juicio, «muestran una verdad: Evo Morales es el mejor presidente de la historia de Bolivia».

El ex presidente de Gobierno también ha tratado de evitar la polémica y ha tratado sobre la dimensión personal de Evo Morales y la cooperación española que brindó al país bajo su mandato. Zapatero ha sacado pecho de la donación de 700 ambulancias al Gobierno de Morales en 2007 y 2008, «cuando había dinero». «Pocas cosas hay más gratificantes a que se te acerquen en Bolivia y te digan «usted es el de las ambulancias», ha advertido, antes de elogiar a Morales, que «defendió un proyecto que ha cambiado Bolivia social y políticamente».

Ha detallado las reiteradas peticiones del gobernante boliviano a España para recibir ayuda en cooperación interenacional: «Por suerte ese presidente de gobierno pudo ayudarle», ha asegurado compalcido Zapatero, ante alguna protesta del público. «Tú no, los españoles  pagaron esas ambulancias».

Comentar ()