// TODO: Revisar qué hace the_post_thumbnail_creditos Militares durante el desfile de las Fuerzas Armadas.

Militares durante el desfile de las Fuerzas Armadas. EFE

Política

Defensa hace caja: 392 millones por la venta de inmuebles en cinco años

El Ministerio de Defensa ha ingresado más de 392 millones de euros en los últimos cinco años con la venta de bienes inmuebles desafectados, lo que le ha permitido disponer de recursos económicos para compensar a los militares que han sido trasladados de destino a otras ciudades y avanzar en el proceso de modernización de las Fuerzas Armadas.

De acuerdo con los datos facilitados a El Independiente por el departamento que dirige María Dolores de Cospedal, durante el pasado ejercicio se vendieron 437 propiedades ya desvinculadas de uso militar -distribuidas en 55 municipios de 15 comunidades autonómicas (todas excepto Extremadura y Cantabria) y con una superficie total de 468.526,02 metros cuadrados- que generaron ingresos por 65.682.624,07 euros. Con todo, es la cantidad más baja por enajenación de activos de los últimos cuatro años: Defensa obtuvo en 2016 por esta vía 91,2 millones, 99,5 en 2015 y 99,2 en 2014, mientras que en 2013 las ventas reportaron 36,7 millones de euros.

Defensa tiene encomendada la enajenación a título oneroso de las viviendas y de los bienes inmuebles desafectados al Instituto de Vivienda, Infraestructura y Equipamiento de la Defensa (INVIED). El procedimiento habitual de venta es la subasta pública, si bien también se recurre a la venta directa habitualmente para dar salida a propiedades que han quedado desiertas en subastas anteriores.

El Ministerio de Defensa vendió durante el pasado año 437 activos, principalmente viviendas (352) ubicadas en 42 municipios

Desglosados los datos correspondientes a las operaciones cerradas durante 2017, el mayor número de inmuebles que se vendieron corresponde a viviendas, concretamente 352 (el 80,5 %). La enajenación de estos activos generó ingresos por 33,97 millones, lo que representa más de la mitad del total. Las viviendas estaban distribuidas en 42 municipios, concentrándose casi un tercio en la ciudad de Madrid (100).

Los solares fueron el segundo tipo de activos que procuraron más ingresos a Defensa: fueron 44 parcelas que se vendieron en total por 25.627.674,89 euros y que estaban localizadas en Burgos, Cartagena (Murcia), Ceuta, Colmenar Viejo (Madrid), Hospitalet de Llobregat (Barcelona), Las Palmas de Gran Canaria, Madrid, Valladolid y Morón, localidad sevillana en la que Defensa se desprendió de 34.

De las 437 enajenaciones llevadas a cabo durante 2017, fue un solar ubicado en la capital de España el activo que alcanzó el mayor precio de venta. Se trataba de una parcela de 14.829 metros cuadrados por la que el comprador pagó 7.203.345,11 euros, según los datos facilitados por el Ministerio que dirige De Cospedal. En el polo opuesto se situó la venta de un local comercial de tan sólo 7,13 metros cuadrados en Ciudad Real, adquirido por 2.999,12 euros.

Los ingresos se destinan a compensar a los militares que son trasladados a otras ciudades y a modernizar las Fuerzas Armadas

También se ingresaron 3.407.268,31 euros con la venta de 31 locales de los que disponía en nueve ciudades, de los que 20 se encontraban en Madrid capital y el resto en Albacete, Alicante, Cádiz, Ciudad Real, Granada, San Fernando (Cádiz), Sevilla y Valencia. El catálogo de desinversiones incluye también dos edificios singulares emplazados en Madrid y Melilla -con una superficie construida de 494 y 315 metros cuadrados, respectivamente- que se vendieron en total por 2.149.261,70 euros.

Igualmente, Defensa colocó en el mercado por 496.294,38 euros seis fincas rústicas -localizadas en Jerez, Logroño, Salvatierra de Miño (Pontevedra), San Sebastián y Torroella de Montgri (Girona)- y dos garajes por 31.982,21 euros. En concreto, estas plazas de aparcamiento se encontraban en Almería y Ciudad Real.

“Los ingresos obtenidos en 2017 se han aplicado a las medidas de apoyo a la movilidad geográfica de los miembros de las Fuerzas Armadas, consistentes en el pago de una compensación económica a los militares que cambien de destino y que suponga cambio de localidad o área geográfica y a la adjudicación de viviendas militares en régimen de arrendamiento especial. Además, estos ingresos se destinan a la modernización de las Fuerzas Armadas, a la adquisición de infraestructura y equipamiento y a contribuir al desarrollo de programas de I+D+i”, justifican fuentes de Defensa.

Las previsiones del Ministerio son más ambiciosas para 2018. Al cierre del ejercicio en curso, el INVIED espera obtener unos 100 millones de euros con la venta de decenas de inmuebles, entre ellos una finca rústica de casi 12 millones de metros cuadrados en Toro (Zamora) a la que se le podría dar uso de coto de caza y el solar que ocupaba el antiguo acuartelamiento sevillano de Alfonso XIII.

logo
Defensa hace caja: 392 millones por la venta de inmuebles en cinco años