Podemos empuja a Iñigo Errejón a cerrar un acuerdo con la dirección autonómica de Ramón Espinar y asegurar su candidatura para la Comunidad de Madrid. Después de la Asamblea Ciudadana de Vistalegre II Errejón y Pablo Iglesias sellaron un pacto para ceder el espacio madrileño al nuevo candidato. Ahora, 14 meses después, el cómo se concreta este acuerdo está provocando fuertes turbulencias en la formación madrileña. La semana pasada se produjo el primer choque, cuando el futuro candidato de Podemos en la Comunidad de Madrid condicionó su candidatura a la opción de poder negociar sus propias listas, contra lo proclamado por la dirección oficialista de Espinar. La dirección finalmente aprobó un reglamento en el que mantenía mantuvo el sistema de primarias que siempre ha habido en Podemos, accediendo a la petición de Errejón. Sin embargo, el futuro candidato quiere algunas condiciones que le garanticen autonomía para su campaña electoral y el aparato del partido añade presión para que éste ceda en sus exigencias.

Ya estamos tardando demasiado en aterrizar las cosas”, defiende Echenique

En la habitual rueda de prensa de los lunes después de la ejecutiva nacional, el secretario de Organización, Pablo Echenique, ha alabado la “generosidad” de Ramón Espinar, al que “hay que agradecerle al generosidad y la altura de miras”. El portavoz de la Ejecutiva ha urgido a llegar ya a un acuerdo y ha mostrado su esperanza de que se configure una lista unitaria que aúne a errejonistas y oficialistas y que esté “muy pronto”. “Ya estamos tardando un poco demasiado en aterrizar las cosas”, ha advertido.

Echenique no ha desaprovechado la ocasión para lanzar un toque de atención al futuro candidato de Podemos, Íñigo Errejón, lanzándole un mensaje velado para que ceda en sus exigencias. “En mi experiencia la clave de llegar a acuerdos es querer llegar a acuerdos, y eso se nota”, ha comenzado. “Cuando alguien quiere llegar a acuerdos se le nota. Si quiere llegar a acuerdos acaba cediendo en algunos puntos para facilitarlos. Eso es lo que ha hecho la dirección de Madrid y hay que agradecérselo”, ha señalado.

Además, el portavoz de la ejecutiva de Pablo Iglesias ha dado por hecho que el reglamento aprobado por la dirección madrileña cumple todas las expectativas de Errejón, aunque éste ya ha mostrado su condiciones para emprender la la candidatura contra Cristina Cifuentes. “Se han planteado una serie de exigencias y creo que se han aceptado. Se ha planteado que las primarias de candidato y papeleta fueran simultáneas y la  dirección de Madrid ha decidido que sean simultaneas; se ha planteado la autonomía del comité de campaña y se explicita esta autonomía en el reglamento aprobado [consultar aquí en PDF]. Es objetivamente cierto que las exigencias que se habían planteado se han recogido en el reglamento. Es objetivo y hay que celebrarlo porque significa que hay voluntad de acuerdo”.