El ex primer ministro francés Manuel Valls considera que la Justicia alemana no puede adoptar otra decisión que no sea entregar a España al expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont para que sea juzgado.

En su intervención en EFE Foro Líderes, foro de debate de la Agencia EFE patrocinado por Globalia, Valls ha defendido la democracia española y se ha mostrado convencido de que el Gobierno alemán o el francés habrían actuado igual que el de España ante la extrema gravedad del reto independentista.

Tras proclamar que España es una «gran democracia» y que la Justicia española actúa con absoluta independencia, incluso más que la francesa, Valls ha insistido en que la euroorden está precisamente para afrontar desafíos como el que ha ocurrido en Cataluña, por lo que la justicia alemana, o la belga, no tienen más remedio que cumplirla con todas las consecuencias.