Líderes políticos como Pedro Sánchez, Pablo Iglesias o Alberto Garzón se han sumado este jueves a las críticas que por las redes sociales se han multiplicado tras conocerse que los cinco integrantes de ‘La Manada’ han sido condenados por el delito de abuso sexual y no por el de violación. La vicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría se ha limitado a pedir respeto por las decisiones judiciales. Ciudadanos ha sido el último partido en reaccionar y lo ha hecho por medio de Albert Rivera: “Como ciudadano y como padre me cuesta asumir la sentencia de La Manada. Todo mi apoyo a la víctima y su familia”.

En su cuenta de Twitter, el líder del PSOE, Pedro Sánchez, ha escrito: “Ella dijo NO. Te creímos y te seguimos creyendo. Si lo que hizo #LaManada no fue violencia en grupo contra una mujer indefensa, ¿qué entendemos entonces por violación?”.

Por su lado, el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha comentado que “la condena a ‘La Manada’ solo por abuso es una pésima noticia”. “¿Cómo que no hubo intimidación? Parece que se estuviera diciendo a las víctimas que si no te enfrentas a cinco matones que te doblan en tamaño, arriesgando la vida, no te están violando. Vergüenza y asco”, ha expresado el líder de la formación morada.

Desde IU, Alberto Garzón ha escrito que “al condenar a los de ‘La Manada’ por abuso sexual se entiende que no hubo violencia ni intimidación en algo que es, a todas luces, una violación en grupo. Y no la primera. En un país donde se llama violencia a escribir tuits o levantar peajes es muy muy difícil de sostener”.

El diputado de ERC Gabriel Rufián ha dicho también en un tuit: “3 años por un rap, 20 años por un referéndum, 60 años por una pelea de bar, 9 años por una violación. #LaManada también lleva toga”. A la crítica se ha sumado el expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont: “Es una vergüenza, profunda vergüenza e indignación. Cuando el machismo entra por la puerta de la justicia, el Estado de Derecho salta por la ventana”.

La también exdiputada Rosa Díez ha opinado también sobre la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Navarra: “Triste país el nuestro cuando a la violación en grupo de una joven le llaman abuso… ¿Les extraña que haya mujeres que no denuncian las violaciones por miedo a terminar pasando por este trance?”.

 

Santamaría pide ‘respeto’ a las decisiones judiciales

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha llamado a todos los poderes públicos a analizar qué deben hacer para evitar que conductas como la juzgada en el caso de ‘la Manada’ vuelvan a repetirse en nuestro país.

En declaraciones a los periodistas en el Congreso, la número dos del Ejecutivo ha expresado su respeto por las decisiones de los jueces y ha invitado a estudiar la sentencia.

El Gobierno de Navarra, por su parte, ha anunciado que recurrirá la sentencia, según ha anunciado la consejera de Relaciones Ciudadanas e Institucionales, Ana Ollo, quien ha sostenido que el Ejecutivo navarro no la comparte porque “rebaja significativamente el delito cometido”.

El Gobierno navarro recurrirá

“Desde el respeto a las decisiones judiciales y al trabajo de los jueces y juezas, el Gobierno de Navarra no podemos compartir el fallo que acabamos de conocer”, ha afirmado este mediodía a los medios de comunicación. “Taxativamente podemos decir que no compartimos este fallo, ya que no responde a la postura que los servicios jurídicos del propio Gobierno de Navarra han defendido durante todo este proceso”, ha manifestado, tras lamentar que la sentencia “rebaja significativamente el delito cometido, ya que interpreta que no hubo violencia o intimidación”.
La presidenta andaluza, Susana Díaz, también ha manifestado que respeta la decisión judicial sobre el caso de la presunta violación de una joven en los sanfermines pero ha indicado que ni la comprende ni la comparte.

Díaz, que ha asistido a la rotulación de una calle en Sevilla con el nombre de Carme Chacón, ha dicho a los periodistas que hay que tener “tolerancia cero” contra la violencia sexual “y hacerlo desde la política, desde la justicia y desde todos los ámbitos”. “Respeto siempre las resoluciones judiciales, pero esta ni la comprendo ni la comparto”, ha subrayado la presidenta andaluza.