Al menos 26 personas han muerto y 27 han resultado heridas en dos explosiones sincronizadas en una zona del centro de Kabul que alberga la sede la OTAN y las oficinas de varias ONG internacionales, informó a Efe una fuente oficial. La mayoría de las víctimas son periodistas, entre ellos un fotógrafo de la Agencia AFP.

“Hasta el momento 21 muertos y 27 heridos han sido llevados a los hospitales, principalmente al Hospital Wazir Akbar Khan, el más cercano al lugar del ataque”, indicó el portavoz del Ministerio de Salud Pública de Afganistán, Wahidullah Majroh.

La primera explosión ha tenido lugar sobre las 8.00 de la mañana (hora local) en las inmediaciones de la oficina de los servicios de Inteligencia del país (NDS, por sus siglas en inglés), tal y como ha señalado el portavoz del Ministerio del Interior Najib Danish. La deflagración, cuyas causas se desconocen aún, ha tenido lugar en el área de Shashdarak y se ha visto seguida por una segunda explosión tan sólo 20 minutos después.

Dicha explosión ha tenido lugar una vez que los servicios de emergencias y los medios de comunicación se han trasladado a la zona para atender a los heridos y cubrir el suceso, según ha informado la cadena de noticias Tolo News. La agencia de noticias francesa AFP, por su parte, ha confirmado que Shah Marai, uno de sus fotógrafos, ha muerto a causa de las explosiones registradas este lunes por la mañana en Kabul.

El ataque ha tenido lugar una semana después de que se produjera un atentado contra un centro de registro e identificación electoral de Kabul, donde murieron al menos 57 personas.

El centro de registro atacado se encontraba en el barrio de Dasht-e-Barchi y es lugar de residencia de muchos integrantes de la minoritaria comunidad chií de los hazaras, constante objeto de ataques reivindicados por parte de Estado Islámico-Jorasán, la sección afgana de la organización terrorista.

La Policía, que sospecha que se trata de un atentado suicida, ha advertido del riesgo de que se produzca un mayor número de atentados en la capital del país de cara a las elecciones previstas para octubre.