La vicesecretaria de Política Social del PP, Cuca Gamarra, ha afirmado este martes en declaraciones a La Sexta que la formación no plantará «ninguna» batalla política frente a la exhumación de los restos del dictador Francisco Franco del Valle de los Caídos, aunque pide que el decreto del Gobierno «respete la legalidad» y que este asunto se lleve «con normalidad».

El próximo viernes será cuando el Gobierno someta a votación del Congreso el decreto para avalar la exhumación de los restos del dictador. Frente a esto, Gamarra ha asegurado que «habrá que esperar a ver qué es lo que se aprueba este viernes para, si cumple todas las garantías, valorar el sentido del voto del Partido Popular», algo que decidirá su grupo parlamentario. En todo caso, el PP no planteará «ninguna» batalla política. «Ya el presidente Pablo Casado lo dejó muy claro en relación a Franco: Nosotros en ningún momento vamos a defender a un dictador», ha sentenciado.

También ha defendido que «hay unas leyes aprobadas y lógicamente, hay que cumplirlas y aplicarlas». «Lo que pedimos es que no busquemos en un tema de estas características, constantemente convertirlo en un tema de enfrentamiento. Creo que hay que llevarlo con muchísima más normalidad, que es como creo que lo llevamos los españoles», ha añadido la vicesecretaria.

En esta línea el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Pedro Rollán, ha insistido este martes, durante una visita a una obra financiada por el Programa de Inversión Regional (PIR) en Cadalso de los Vidrios, en que el Gobierno de la región se centra «en los problemas de los vivos». Y ha apelado al presidente del Gobierno nacional, Pedro Sánchez, a que se centre «en los vivos y en los verdaderos problemas de los españoles, los madrileños y las comunidades autónomas».

Además, ha definido al Gobierno de Sánchez como «muy débil». «Yo no sé, si no hubiera sido por Franco, que sería del PSOE y de Izquierda Unida», ha declarado Rollán. Y ha afirmado que asuntos como este «generan crispación», en lugar de resolver problemas.

«No está planteando una solución global»

Mientras tanto, la líder de Ciudadanos en Cataluña, Inés Arrimadas, ha criticado, en declaraciones a Antena3, que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, «no está planteando una solución global» al «problema» del Valle de los Caídos más allá de la decisión de exhumar al dictador Francisco Franco y ha reivindicado que se reconvierta el conjunto en un «espacio de reconciliación».

Arrimadas, sin concretar la posición de Ciudadanos ante la votación del próximo viernes, insistía en la importancia de esas medidas más amplias: «En la solución técnica de reconversión del Valle de los Caídos en un espacio de reconciliación, estamos de acuerdo», ha asegurado.

«Creo que dentro de las soluciones técnicas que se están planteando estaría esa, por supuesto –ha dicho sobre la exhumación–, pero en una solución global», ha apostillado, para incidir en que «hay que reconvertir el valle» en «un espacio de reconciliación de todos los españoles» y hacerlo «por consenso».

Según ha dicho, «hay soluciones técnicas planteadas bastante razonables y sensatas», países «que lo han solucionado muy bien» y otros «donde hay espacios donde hay personas enterradas que lucharon en diferentes bandos de guerras civiles», de modo que «no es una solución utópica». «Se puede hacer», ha zanjado.

En todo caso, la principal líder de la oposición en Cataluña considera que Sánchez tiene este asunto como prioridad «porque no tiene ningún acuerdo de gobierno para llevar a cabo reformas» más importantes y «no tiene solución ninguna para otros problemas que son acuciantes para la realidad diaria de los españoles».