La presidenta andaluza, Susana Díaz, ha reafirmado su apoyo a los astilleros de Navantia en los actuales momentos «de tanta fragilidad, incertidumbre e inseguridad», tras las peticiones de que España no venda armas a Arabia Saudí, entre ellas cinco corbetas encargadas a estos astilleros públicos gaditanos.

Díaz no ha citado expresamente esta prohibición, exigida por partidos y entidades sociales tras el supuesto asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi en el consulado de Arabia Saudí en Estambul , pero ha remarcado que los astilleros de Navantia constituyen un sector «clave» para Cádiz y para la economía andaluza.

Ha reiterado también el apoyo de la Junta de Andalucía al proceso de modernización emprendido en estos astilleros «para situarlos en esa vanguardia de lo que van a ser los astilleros 4.0 del futuro».

La presidenta andaluza ha hecho estas afirmaciones en la presentación oficial del primer Encuentro Internacional Conocimiento y Crecimiento Azul, InnovAzul 2018, previsto para el 29 y 30 de noviembre en Cádiz y que pretende consolidar a la provincia gaditana como polo de excelencia en la economía azul, que promueve la producción sostenible de los bienes y servicios de mares y océanos.

Navantia es uno de los impulsores más destacados de InnovAzul 2018, evento en el que la construcción naval será uno de los protagonistas.