Las cuatro asociaciones de jueces y las tres de fiscales han pedido hoy apoyo a los miembros de ambas carreras para lograr un seguimiento “masivo” de la huelga convocada para el 19 de noviembre, tras comprobar que el Ministerio de Justicia sigue sin atender sus reivindicaciones laborales y salariales.

En un comunicado conjunto, las siete asociaciones recuerdan la huelga que convocaron de forma conjunta el pasado mes de mayo por “el desprecio y dejadez” del Gobierno ante sus “legítimas peticiones” para mejorar la justicia y sus condiciones profesionales y aseguran que, con la llegada del PSOE al Ejecutivo, “todo continúa igual”.

“La Justicia sigue denostada. En el proyecto de presupuestos para 2019 nada hace indicar que las partidas para Justicia y salarios de jueces y fiscales aumenten. La constitución de la Mesa de Retribuciones se ha intentado subvertir en un organismo burocrático vacío de contenido, con una clara finalidad obstructiva y nada práctica”, denuncian.

Ante este panorama, han decidido retomar la senda de protestas y medidas de presión, “con el exclusivo fin de conseguir que la Justicia alcance el papel que se merece en un auténtico Estado de Derecho”, aseguran.

Primera movilización

La huelga general del 19 de noviembre en la carrera judicial y fiscal, explican, será la primera de esas movilizaciones y, si llegado ese día no hay respuestas “adecuadas”, se podrán convocar nuevas medidas de presión en las semanas siguientes.

Jueces y fiscales aseguran que cuando Dolores Delgado fue nombrada ministra de Justicia le ofrecieron colaboración y lealtad, pero le advirtieron también de que su oferta no era “una carta blanca”.

El comunicado está firmado por la Asociación Profesional de la Magistratura (APM), la Asociación de Jueces Francisco de Vitoria (AJFV), Juezas y Jueces para la Democracia (JpD), Foro Judicial Independiente (FJI), la Asociación de Fiscales (AF), la Unión Progresista de Fiscales (UPF) y la Asociación Profesional e Independiente de Fiscales (APIF).

Según explican, ya han iniciado los trámites necesarios para organizar el paro, con la constitución de comité de huelga, la comunicación del preaviso y la solicitud de servicios mínimos.

En la inédita huelga que protagonizaron juntos el pasado 22 de mayo el Consejo General del Poder Judicial no fijó servicios mínimos al no estar regulado el derecho a la huelga de esos colectivos.

Según los datos de las asociaciones, más del 65 % de los jueces y el 52 % de los fiscales colgaron la toga ese día, lo que obligó a suspender miles de diligencias y vistas en los juzgados.

Protesta de los funcionarios

No sólo la huelga de jueces y fiscales puede alterar el trabajo de los jugados este mes de noviembre. Los sindicatos CSIF, STAJ, CCOO y UGT han convocado una huelga de los funcionarios de la administración de Justicia para el 16 de noviembre y los letrados de la administración de Justicia, antes conocidos como secretarios judiciales, protagonizarán un paro de dos horas el día 13.

Según fuentes de las asociaciones de jueces y fiscales, el secretario de Estado de Justicia, Manuel Jesús Dolz, les ha convocado a una reunión en el Ministerio este miércoles para abordar la crisis, pero tanto AJFV como APIF han respondido ya que no acudirán.

Han comunicado al Ministerio que para “evitar gastos y pérdida de tiempo”, si Justicia no hace antes una propuesta “clara y concreta” sobre mejoras retributivas no asistirán al encuentro.

Reunión en el ministerio

El Ministerio de Justicia ha convocado el próximo miércoles a los representantes de las siete asociaciones judiciales y fiscales para tratar de evitar la huelga que este colectivo ha convocado para el 19 de noviembre en demanda de mejoras salariales y profesionales.

Tras conocer la comunicado conjunto por el que la asociaciones advertían de los paros si antes del próximo 19 Justicia no les hacía llegar una oferta, el secretario de Estado de Justicia, Jesús Dolz, les ha remitido un correo electrónico emplazándoles a las 12.30 de pasado mañana en la Biblioteca del Ministerio de Justicia en Madrid para “abordar el tema mesa de Retribuciones y convocatoria de huelga”.

La reunión, se dice en el comunicado, estará presidida por el Secretario de Estado de Justicia, acompañado del Secretario General de Administración de Justicia, la Directora General de Relaciones con la Administración de Justicia y de su Director de Gabinete.

Dos asociaciones no acudirán

Por su parte, los representantes de la Asociación Judicial Francisco de Vitoria y la Asociación Profesional Independiente de Fiscales han respondido a esta convocatoria recordando que, al igual que sucediera en la época anterior del Ministerio presidido por el ministro del PP Rafael Catalá, entienden que sin una propuesta clara y concreta por parte del Ministerio de Justicia, no deben asistir a la reunión.

Se alude al tema retribuciones, pero no se nos indica si existe alguna oferta o alguna mejora posible para aplicar en 2019, advierten estas asociaciones. Por ello y, “con el fin de evitar gastos y pérdida de tiempo” avisan a Justicia que ningún miembro de ambas asociaciones acudirá a dicha reunión, “salvo que, con la claridad debida, se manifieste la propuesta específica del Ministerio”. “Es premisa lógica, que, para negociar un asunto, una de las partes debe ofrecer algo a lo que está dispuesta a cumplir”, añaden.

El pasado 25 de octubre, Juezas y Jueces por la Democracia, la Asociación Profesional de la Magistratura, la Asociación Judicial Francisco de Vitoria, Foro Judicial Independiente, la Asociación de Fiscales, la Unión Progresista de Fiscales –a la que pertenece la ministra de Justicia, Dolores Delgado– y la Asociación Profesional Independiente de Fiscales anunciaron la convocatoria a este paro en reivindicación de más medios para la justicia y más garantías de independencia.

Ahora, este lunes, las asociaciones afirman en un comunicado conjunto que ya se ha constituido el Comité de Huelga y han avisado al Ministerio de Justicia, al Consejo General del Poder Judicial y a la Autoridad Laboral del Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social de la huelga del próximo 19 de noviembre.

Asimismo, advierten que esta movilización puede que no sea la última, pues “si llegado el día no existen respuestas adecuadas, podrán convocarse nuevas medidas de presión en las semanas siguientes”, aseguran.