Quince personas han resultado heridas de diversa consideración aunque ninguna de gravedad, entre ellas cuatro agentes de los Mossos d’Esquadra, en los incidentes por las protestas de los Comités de Defensa de la República (CDR) contra la reunión del Consejo de Ministros en Barcelona.

Según ha informado el Sistema de Emergencias Médicas (SEM), hasta las 13.00 horas sus equipos han atendido a quince personas, diez de ellas por contusiones, aunque ninguna grave, por los incidentes protagonizados por los CDR, ante los que los Mossos han cargado en el Paral·lel, en Drassanes y en Via Laitena.

Por otro lado, los CDR han pedido que sus afines no sigan lanzando objetos contra los policías, además de coordinar las diferentes ‘columnas’ que marchan por diferentes vías cercanas a la Casa Llotja de Mar donde está reunido el Consejo de Ministros. «Frente a las cargas policiales, resistencia y no caigamos en provocaciones. Pedimos tranquilidad y que no se lancen objetos», reza uno de los tuits. Algunas de las cargas de los Mossos d’Esquadra se han sucedido entre lanzamiento de adoquines.

Tras más de 3 horas de manifestaciones en torno a Llotja de Mar, los CDR han llamado a bloquear la salida de los ministros que se encuentran ahora mismo reunidos. A través de su cuenta de Twitter han enviado un comunicado en el que aseguran que su intención es «no dejarles salir». «Vamos a bloquear la salida», han añadido.

 

 

Los Mossos han detenido a cuatro personas, una de ellas por llevar todo lo necesario para preparar un artefacto explosivo, y a los otros por conductas violentas. Los agentes han confirmado que han sido agredidos con piedras de gran tamaño. Según La Sexta hay un herido «sangrando abundantemente».

 

Desde las 9 de la mañana tres «columnas» de activistas de los Comités de Defensa de la República (CDR) avanzaban hacia el edificio de la Llotja de Mar, lugar donde esta mañana se reunirá el Consejo de Ministros. Desde la plaza Urquinaona, decenas de activistas forman la autodenominada Columna 1 de octubre, que tiene previsto descender por la Via Laietana hasta la Llotja de Mar.

Hacia el mismo sitio se dirigen otros dos grupos de los CDR partiendo de otros puntos: la llamada «Columna Ingobernables» lo hace desde la plaza Portal Nou, y la «Columna No pasarán» desde el paseo Lluís Companys, en cuya cabecera se exhibe una pancarta precisamente con el lema «No pasarán».

Los activistas marchan coreando consignas como Libertad presos políticos, Fuera las fuerzas de ocupación o Las calles siempre serán nuestras, cantando L’estaca y portando algunas banderas estelades y de la II República.

Policiales

Los Mossos d’Esquadra han realizado una breve carga en la avenida Paralelo de Barcelona para contener a un grupo de manifestantes que intentaba superar el cordón policial. Los anifestantes han intentado quitar las vallas y han lanzado algún objeto, pero los agentes han contenido el avance y han realizado una carga con sus porras para dispersarlos tras la llegada de refuerzos.

Los manifestantes habían quitado anteriormente una valla anterior, que posteriormente han vuelto a colocar junto a contenedores. Los Comités de Defensa de la República (CDR) han cruzado contenedores y los han rodeado de vallas para entorpecer el paso de la policía en la avenida Paralelo de Barcelona, tras las cargas de los Mossos d’Esquadra en esta zona, uno de los puntos con mayor tensión en el dispositivo del 21D.

En un apunte en Twitter recogido por Europa Press, los Mossos han explicado que a las 9.48 horas ha habido incidentes protagonizados por encapuchados con ataques a la línea policial en la avenida Paral·lel. Además, los más de 500 manifestantes que se concentraban en la avenida del Paralelo se han desplazado a la avenida Drassanes sobre las 11 horas, donde han encendido botes de humo, mientras que los Mossos d’Esquadra han advertido de una «actuación policial inminente» por el lanzamiento de objetos y pintura a la línea policial.

En el Paralelo, los Mossos han tenido que hacer avanzar la línea policial para alejar a los manifestantes del cordón, después de que un grupo de manifestantes que protestan contra el Consejo de Ministros ha intentado superar el cordón, quitando las vallas y arrojando alguna a los agentes.

Un amplio dispositivo policial cierra el paso a los manifestantes en Paralelo y Drasanes por la reunión del Consejo de Ministros en la Llotja de Mar.

Por ello, han reclamado a los ciudadanos que no se acerquen a la zona y que respeten las indicaciones policiales. Los CDR han considerado, también en un apunte en Twitter, que la carga busca asustar a los manifestantes y ha reclamado estar tranquilos y determinados: «Somos más que ellas y tenemos un objetivo claro».

Los manifestantes procedían de la avenida de les Drassanes de Barcelona en protesta contra el Consejo de Ministros que se celebra este viernes. Han llegado sobre las 8.50 a La Rambla ante la estatua de Colon y después se han desplazado a la avenida De les Drassanes, donde han abierto.