PolíticaCon la renuncia de Marchena

El Gobierno, dispuesto a renovar “cuanto antes” el CGPJ tras el primer intento fallido

El Ejecutivo socialista tratará de llegar lo antes posible a un acuerdo con la formación de Pablo Casado para renovar el órgano de gobierno de los jueces.

logo
El Gobierno, dispuesto a renovar “cuanto antes” el CGPJ tras el primer intento fallido

Resumen:

El Gobierno de Pedro Sánchez tiene “firme intención” de renovar con prontitud el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) después de que el pasado mes de noviembre se produjera una crisis institucional cuando quien iba a presidir el órgano de gobierno de los jueces, el magistrado del Tribunal Supremo Manuel Marchena, renunciara a la misma tras conocerse el whatsapp del senador Ignacio Cosidó aludiendo al control que iba a ejercer su partido en la justicia.

Las fuentes consultadas por El Independiente, afirman que el Ejecutivo tiene propósito de renovar “cuanto antes” el Poder Judicial si bien admiten que las negociaciones entre Partido Popular y PSOE no se han retomado a día de hoy y ven “poco probable” que lo hagan hasta que se produzca la formación del gobierno autonómico en Andalucía.

No obstante, a ambas formaciones les interesa que este Consejo –que se encuentra prorrogado desde el pasado 4 de diciembre- sea sustituido por uno nuevo antes de que haya elecciones generales si quieren mantener el ‘reparto de la tarta’ con los veinte vocales que integran el órgano de gobierno de los jueces. Además, el Gobierno de Pedro Sánchez transmitiría así una imagen de solvencia a la hora de gobernar si logra reconducir la situación y alcanzar un pacto de Estado con la formación de Pablo Casado.

Alterar el reparto de vocales

No obstante, las fuentes consultadas apuntan a que el equilibrio inicial de 11 vocales para el PSOE y 9 para el PP –que fue muy criticado dentro de la formación conservadora- puede verse alterado con un 10-10 y un presidente elegido por los propios vocales. Además, el acuerdo podría pasar por ceder un vocal al Partido Nacionalista Vasco (PNV) saliendo el magistrado de la Audiencia Nacional, José Ricardo de Prada, de la lista de juristas que integrarían el CGPJ.

Los populares, que a priori eran más reacios a retomar las negociaciones, comienzan a ver que tendrán que volver a retomar el diálogo con los socialistas más pronto que tarde una vez que el Parlamento ya ha descartado cambiar el sistema de elección de los vocales.

El propio presidente del CGPJ, Carlos Lesmes, desveló este martes en una conversación informal con periodistas en la entrega de despachos de los nuevos jueces en Madrid, su intención de instar a las principales formaciones políticas a la renovación de la institución porque la situación actual es “anormal”.

La renuncia de Marchena

En un gesto sin precedentes, el presidente de la Sala Segunda del Tribunal Supremo Manuel Marchena, primer candidato pactado por el Gobierno y el PP para presidir el Consejo, renunció a presidir el órgano de gobierno de los jueces el pasado mes de noviembre después de que la Carrera Judicial se mostrara escandalizada por la publicación del whatsapp de Cosidó transmitiendo su intención de controlar la Sala Segunda del Alto Tribunal a través de él.

Marchena reivindicó así su independencia y se desligó del acuerdo político entre PSOE y PP en un intento de prestigiar la imagen del tribunal, que tras la crisis de las hipotecas, se ha visto profundamente dañada. Sus compañeros de tribunal aplaudieron al unísono el gesto del magistrado que presidirá el tribunal del ‘procés’ en las próximas semanas.