El Gobierno ha rechazado este jueves “enérgicamente” la detención en Caracas (Venezuela) de cuatro miembros un equipo de la Agencia Efe por efectivos del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin).

En un comunicado, el Gobierno asegura que “desde que tuvo conocimiento de la detención, a través de la Embajada en Caracas, se están haciendo todas las gestiones necesarias para lograr su liberación a la mayor brevedad”.

Los arrestados son el periodista español Gonzalo Domínguez Loeda, la periodista colombiana Mauren Barriga Vargas y el fotógrafo colombiano Leonardo Muñoz, así como el conductor venezolano José Salas.

El presidente de la Agencia Efe, Fernando Garea, ha declarado en Los Desayunos de TVE que “sabemos que el Gobierno venezolano en términos generales está diciendo que hay periodistas que no se han acreditado. No es cierta la acusación. Los tres detenidos se registraron el aeropuerto de Bogotá”.

Fernando Garea, presidente de Efe, ratifica que los periodistas “se registraron” en Bogotá en contra de las acusaciones del Gobierno de que hay reporteros que “no se han acreditado”

El desayuno informativo con Antonio Ledezma, exalcalde metropolitano de Caracas y opositor venezolano, del Fórum Europa, organizado por Nueva Economía Fórum, se ha iniciado este jueves con la “preocupación y la solidaridad” por los periodistas de Efe y de la televisión francesa detenidos en Venezuela.

Antes del empezar este acto, el presentador de la organización ha expresado esta solidaridad con los compañeros periodistas detenidos por los servicios de inteligencia de Nicolás Maduro. El presidente del Partido Popular, Pablo Casado, encargado de presentar a Ledezma, ha afirmado que es “un acierto” que hoy en España se renueve el “compromiso con la libertad” que es el “don más preciado”.


El último reportaje de los periodistas de Efe antes de ser detenidos

En su comunicado, el Gobierno requiere “nuevamente” a las autoridades venezolanas “el respeto del Estado de derecho, los derechos humanos y las libertades fundamentales, de las que la libertad de prensa es un elemento central”.

El Gobierno requiere “nuevamente” a las autoridades venezolanas “el respeto del Estado de derecho, los derechos humanos y las libertades fundamentales”

Según periodistas de Efe en Caracas, cinco miembros del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) se presentaron esta noche en el hotel donde se hospedan los enviados especiales y arrestaron al español Gonzalo Domínguez Loeda y a la colombiana Maurén Barriga Vargas.

Los agentes del Sebin, fuertemente armados, ordenaron a Domínguez y a Barriga que los acompañaran y se los llevaron detenidos para interrogarlos.

La directora de Efe en Caracas, Nélida Fernández, siguió junto con un abogado a Domínguez y Barriga para tratar de aclarar la situación ante las autoridades venezolanas y obtener su liberación lo antes posible.

Sin embargo, señaló que a los abogados no los dejaron entrar a la sede del servicio de inteligencia (Sebin) en Caracas, más conocido como El Helicoide, a donde fueron llevados.

El contacto con el fotógrafo Leonardo Muñoz y el conductor que lo acompañaba, el venezolano José Salas, que se dirigían a cubrir las manifestaciones contra el régimen de Nicolás Maduro en el barrio caraqueño de Petare, se perdió en la mañana del miércoles.

Sobre Muñoz los agentes venezolanos dijeron que lo estaban “entrevistando”.

El Consejo de Redacción de Efe considera que la coacción y la privación de libertad son atentados inadmisibles que los poderes autoritarios han utilizado históricamente

La Cancillería colombiana activó todos los mecanismos para tratar de conseguir la liberación de los periodistas, mientras que Migración Colombia avisó a todos los puestos de control fronterizo, terrestres y aéreos, para que estén pendientes por si se produce una deportación.

El Consejo de Redacción de la Agencia Efe exige la liberación inmediata de los compañeros Leonardo Muñoz, Gonzalo Domínguez y Maurén Barriga y del conductor José Salas. La libertad de información es un derecho fundamental, tal y como defiende la Organización de las Naciones Unidas, y el ejercicio del libre periodismo es indispensable e irrenunciable para el sostenimiento y el desarrollo de la democracia.

El Consejo de Redacción de Efe solicita al Gobierno español que haga todas las diligencias necesarias con la máxima urgencia para que los compañeros detenidos sean liberados y puedan volver a desarrollar su actividad profesional.

La coacción, las amenazas y la privación de libertad son atentados inadmisibles contra la libertad de información que los poderes autoritarios han utilizado históricamente para impedir que los ciudadanos conozcan la realidad.

No hay democracia sin libertad de información, sin periodismo no hay democracia.