Política PODEMOS

El TSJA rechaza la querella de Vox contra Teresa Rodríguez por acusarles de 'cómplices de asesinatos'

El máximo tribunal andaluz tacha de "extravagante" la querella interpuesta por Vox por posibles delitos de odio

Teresa Rodríguez, en el debate de investidura en el Parlamento de Andalucía.

Teresa Rodríguez, en el debate de investidura en el Parlamento de Andalucía. EFE

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ha rechazado admitir a trámite la querella interpuesta por Vox contra la líder autonómica de Podemos, Teresa Rodríguez, por calumnias e injurias y por un posible delito de odio, después de que la dirigente acusara a la formación de Santiago Abascal de ser «cómplice de asesinato de mujeres y niños«. La Sala de lo Civil y lo Penal del tribunal rechaza actuaciones legales contra la parlamentaria andaluza al considerar que estas expresiones se contemplan dentro del «legítimo ejercicio de expresión», y tilda la querella de Vox como «extravagante».

Vox se querelló el pasado enero contra el secretario de Organización, Pablo Echenique, y contra Rodríguez en dos querellas separadas. En el caso de la andaluza, la querella llegó tras unas declaraciones que hizo el 2 de enero, en las que tachó a esta formación de ser un “partido franquista y machista, que no quiere que se luche contra la violencia contra las mujeres y que por tanto es cómplice de los feminicidios”. “Este partido franquista y machista, que no quiere que se luche contra la violencia contra las mujeres, y que por tanto es cómplice de los feminicidios en este país, es el socio preferente de Ciudadanos y el Partido Popular, que deberían plantarle cara y no aceptar sus condiciones en ningún caso”.

Vox argumentó la querella en que ambas declaraciones podían ser constitutivas de los delitos de calumnias -tipificado en el artículo 205 del Código Penal-, injurias continuadas -del artículo 208- y de odio, recogido en el artículo 510 del mismo código. El vicesecretario jurídico de Vox, Pedro Fernández, defendió en un comunicado que este partido no permitirá que sus votantes y afiliados sean “criminalizados” por criticar leyes “que han sido manifiestamente ineficaces para resolver la violencia frente a los colectivos más débiles de la sociedad”.

Respecto al delito de odio, el TSJA ha llegado incluso a calificar de «extravagante» el escrito interpuesto por VOX, según ha informado Adelante Andalucía. La dirigente andaluza aseguraba que se pondría frente a Vox plantándoles cara en las instituciones y en la calle para defender los derechos de las mujeres; unas expresiones que para el tribunal andaluz no suponen un delito de odio sino una «oposición legítima» en el marco político.

Comentar ()