Ciudadanos ha presentado un nuevo escrito ante la Junta Electoral Central (JEC) en el que denuncia el incumplimiento del Gobierno catalán del requerimiento para que retire los símbolos independentistas de sus edificios públicos. El diputado en el Congreso Juan Carlos Girauta ha anunciado, desde la Plaza Sant Jaume, la presentación de este requerimiento, que reclama a la JEC que de traslado de ese incumplimiento a la Fiscalía, horas después de que un grupo intentara retirar la pancarta en favor de los presos de la fachada del Palau de la Generalitat, sin conseguirlo, y retirara el lazo amarillo del Ayuntamiento. Símbolo que ya ha vuelto a ser colocado en la fachada consistorial.

En su nuevo escrito Cs solicita a la Junta Electoral que requiera al Departamento de Interior y a los Mossos d’Esquadra, y también al Departamento de Transparencia, responsable de los Procesos Electorales, para que se proceda a la ejecución del mandato de la Junta Electoral, que Torra anunció ayer su intención de incumplir.

Además, el escrito pide que “se requiera a las fuerzas y cuerpos de seguridad para auxiliar en esa tarea y para que de traslado a la Fiscalía por si Torra hubiera incurrido en un ilícito penal por este incumplimiento, sin perjuicio de que Cs en los próximos días ejerza acciones penales contra el presidente de la Generalitat” ha explicado Girauta.

“Es intolerable” ha denunciado el portavoz naranja, “que durante años todo el espacio público catalán esté invadido por una simbología ideológica asfixiante, que excluye a la mitad de los catalanes e impide el libre ejercicio del debate público”. En Cataluña “se protege simbología ilegal por fuerzas policiales bajo las órdenes de políticos muy imprudentes y temerarios” ha añadido Girauta, quien ha recordado, en referencia al Ayuntamiento de Barcelona, que ya hay sentencias del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña que defienden la neutralidad de los edificios públicos.

En este contexto, ha recriminado a la alcaldesa Ada Colau que haya vuelto a colgar el lazo amarillo en la fachada del Ayuntamiento. “Tengo mucho interés en saber si Ada Colau ha dado órdenes a la Guardia Urbana para impedir la retirada de simbología ilegal” ha apuntado.

Criticas a PP y PSOE

“La libertad de expresión exige neutralidad en el espacio público” ha defendido, “y para colmo tenemos retratos de candidatos golpistas”. Una situación de la que ha responsabilizado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, porque “prefiere contentar a Quim Torra y Ada Colau, porque van a ser sus socios de gobierno”.

Girauta ha señalado además al PP, al que ha recriminado que “toda la simbología independentista procede de un periodo en que gobernaba el PP sin que el PP moviera un dedo para resolverlo”. Y ha prometido que “cuando Cs gobierne no habrá en ningún lugar de España un edificio publico invadidad por una simbología ideológica asfixiando a los que no comulgan con esa ideología”.

Torra acusa a Cs de exacerbar la tensión

Por su parte, el presidente de la Generalitat, Quim Torra, ha defendido su decisión de mantener la simbología independentista y ha lamentado la retirada del lazo amarillo del Ayuntamiento de Barcelona. “No queremos vivir con miedo y no renunciaremos a la libertad de expresión” ha asegurado el president.

Torra ha recriminado a Ciudadanos que “se pasan la vida presentando querellas y buscando la crispación” y ha instado a la formación naranja a “hacer política allí donde debe hacerse, en el Parlament y no en los Tribunales”.