El Partido Animalista (Pacma) se reivindica como el partido «más opuesto a Vox» y se presenta ilusionado con conseguir unos resultados históricos en las elecciones del 28 de abril, en las que aspira a conseguir dos diputados y por las que piensa ya en posibles pactos de investidura. Fundado en 2003, el Pacma tuvo en 2011 su primera participación en unas elecciones generales con papeleta propia en todas las provincias, creciendo desde entonces en número de votos y fijándose para este año la meta del medio millón de sufragios.

Según la última encuesta del CIS, los animalistas estarían cerca de poder ganar dos escaños, uno por Barcelona y otro por Valencia, y según su jefe de campaña, Andrés Cardenete, también esperan buenos resultados en Madrid, Canarias, Sevilla y Cádiz. «Aspiramos a revolucionar la política y proponer cambios profundos», ha dicho a Efe la candidata a presidente, Laura Duarte, quien encabeza la papeleta de Madrid y con su frase cita el eslogan de campaña del partido: «Únete a la revolución».

Su principal propuesta es la Ley Cero, un paquete de medidas que incluye prohibir la tauromaquia, la caza y la compraventa de animales, así como reconvertir los zoológicos en santuarios y acabar con los espectáculos con animales y los carruajes. Duarte ha enfatizado en lo «injusto» del sistema electoral, que por las «circunscripciones muy pequeñas hace muy difícil que los partidos minoritarios obtengan representación», además de la exigencia de superar la barrera del 3 por ciento.

«Por ejemplo, Pacma tuvo 286.000 votos en 2016 y ningún diputado, mientras que con menos de cien mil votos, Coalición Canaria y Geroa Bai tienen un diputado», ha lamentado. Duarte ha dicho que, en caso de lograr entrar en el Congreso, «ojalá» su escaño sea clave para formar gobierno, «porque sería la oportunidad de exigir» que sus propuestas «sean escuchadas». Ante ese eventual escenario, la candidata ha afirmado que intentarán poner sobre la mesa una agenda de «mínimos» que incluye prohibir la caza y la tauromaquia, aunque ha descartado que el PP y Vox puedan apoyarle «porque han incluido a toreros en sus listas».

Descartan que el PP y Vox puedan apoyarles «porque han incluido a toreros en sus listas

Con respecto a Vox, ha dejado en claro que lo considera «dañino para la democracia» y ha solicitado a los otros partidos «que lo arrinconen» y no le permitan ser parte de un acuerdo de investidura de un gobierno de coalición. Con la posibilidad de poder entrar por primera vez a las Cortes, Duarte sabe que el Pacma deberá posicionarse en temas de agenda como la crisis en Cataluña, sobre la cual ha sido muy crítica por la «gestión nefasta» que, a su juicio, han tenido al respecto los gobiernos del PP y PSOE y «también» los partidos independentistas.

Duarte ha considerado que el conflicto catalán «fue creado con fines electoralistas» y apuesta por una reforma de la Constitución, del Senado y del sistema electoral como una posible solución a la cuestión territorial, en tanto que se ha manifestado en contra de la propuesta del PP, Cs y Vox de volver a aplicar el artículo 155. Sobre la economía, la candidata madrileña ha opinado que «no se está abordando el origen de los problemas en España», que no puede continuar «con este modelo basado en el ladrillo y el turismo, con trabajos precarios, alto paro y problemas ambientales».

El Pacma propone que en 15 años se alcance el abastecimiento total a base de energías renovables y un «cambio absoluto del modelo productivo», incluyendo la prohibición de las macrogranjas de cría artificial que convierten a España «en el estercolero de Europa» porque «empresas del norte de Europa traen animales a engordarlos y aquí nos quedamos con los residuos». Cardenete, jefe de campaña nacional, ha recordado que la única financiación del Pacma son donaciones particulares, no de empresas y ha adelantado que su estrategia en las próximas dos semanas será tener «mini mitines» en los que gente común cuente su experiencia personal de compromiso con el medio ambiente y los animales.

«Frente a la involución política, queremos mostrar que el Pacma es más necesario que nunca, y en la campaña vamos a remarcar que somos lo más diferente a Vox de lo que se puede encontrar», ha subrayado, a dos días del inicio del inicio de una campaña que considera «histórica» para su partido, sin ocultar su emoción.