Política Juicio al 'procés'

Los presos quieren más: pedirán de forma inminente nuevos permisos al Supremo

Las defensas de Junqueras, Rull, Turull, Romeva y Sánchez prevén presentar en las próximas horas nuevos escritos de solicitudes al Alto Tribunal para que les permitan realizar otros trámites parlamentarios de forma presencial.

logo
Los presos quieren más: pedirán de forma inminente nuevos permisos al Supremo
Oriol Junqueras.

Oriol Junqueras abrirá el turno de declaraciones de los procesados ante el Tribunal Supremo EFE

Resumen:

No están satisfechos con que el Tribunal Supremo les haya autorizado su salida de la prisión madrileña de Soto del Realpara acudir el próximo día 21 a la sesión de constitución del Congreso y del Senado sino que además quieren poder realizar en persona otra serie de trámites parlamentarios como cumplimentar su declaración de bienes, sus credenciales de diputados, etc. Dicho en otras palabras, los presos  del ‘procés’ quieren poder desarrollar los mismos derechos que el resto de diputados y senadores de las Cortes. De ahí, que las defensas de Oriol Junqueras y Raül Romeva (ambos de ERC) y de Jordi Sánchez, Jordi Turull y Josep Rull (Junts per Catalunya) vayan a pedir en las próximas horas a la Sala que preside el magistrado Manuel Marchena que les conceda otros permisos extraordinarios encaminados a evitar interferencias en sus tareas como parlamentarios.

No están satisfechos con que el Tribunal Supremo les haya autorizado su salida de la prisión madrileña de Soto del Real para acudir el próximo día 21 a la sesión de constitución del Congreso y del Senado sino que además quieren poder realizar en persona otra serie de trámites parlamentarios como cumplimentar su declaración de bienes, sus credenciales de diputados, etc. Dicho en otras palabras, los presos  del ‘procés’ quieren poder desarrollar los mismos derechos que el resto de diputados y senadores de las Cortes.

De ahí, que las defensas de Oriol Junqueras y Raül Romeva (ambos de ERC) y de Jordi Sánchez, Jordi Turull y Josep Rull (Junts per Catalunya) vayan a pedir en las próximas horas a la Sala que preside el magistrado Manuel Marchena que les conceda otros permisos extraordinarios encaminados a evitar interferencias en sus tareas como parlamentarios.

Se da la circunstancia que en el caso de los diputados –Junqueras, Rull, Turull y Sánchez- no tienen obligación de presentar personalmente sus credenciales de diputados aunque sí deben estar en la Cámara Baja, por ejemplo, cuando tengan que hacerse la fotografía oficial como miembros del Parlamento en la XIII Legislatura.

En el caso del Senado, el escenario se complica aún más puesto que el artículo 1 del Reglamento de la Cámara Alta establece que “celebradas elecciones generales al Senado, los senadores electos acreditarán su condición mediante entrega personal en la Secretaría General de la Cámara de la credencial expedida por la correspondiente Junta Electoral Provincial”. Esta entrega personal deja abierta la posibilidad de que en el caso de Raül Romeva sea imprescindible que acuda antes del día 21 a la Cámara Alta para cumplimentar dicho trámite y que el Supremo no tenga más alternativa que concederle dicho permiso.

«Garantizar su seguridad»

El tribunal que juzga el desafío separatista en Cataluña autorizó este martes “con carácter excepcional” que los presos se desplacen con custodia policial al Congreso y el Senado para adquirir la condición de miembros del Parlamento. La Sala estableció como pautas que la presidencia de ambas Cámaras deben adoptar las decisiones oportunas para que, “una vez en el interior del Salón de Plenos, pueda quedar garantizada su seguridad”.

Además, el Alto Tribunal dejó claro que los presos “deberán ser reintegrados, sin dilación, al centro penitenciario una vez que la presidencia de las Cámaras haya dado término a la sesión” de constitución de las mismas. El tribunal subrayó además que esta autorización, de carácter excepcional  e inspirada en la necesidad de no menoscabar la titularidad del derecho de participación política, se subordina, en todo caso, a que no interfiera en el desarrollo del proceso penal en el que el diputado o senador viene siendo acusado”.

Esta excarcelación para desplazarse a las Cámaras obliga a habilitar un dispositivo de seguridad en las mismas en el que se respete la dignidad de los presos electos y a la vez se cumpla con las pautas dadas por el Supremo. Fuentes policiales explican que se evitará llevar a los presos esposados en las Cortes y que, además es previsible, que se les permita acceder a una sala mientras que son trasladados por la fuerza policial desde los furgones al hemiciclo.

Normalmente, y salvo autorización expresa del presidente de la Cámara, la policía no accede al mismo cuando se celebran los Plenos. Esa es una de las incógnitas por resolver.  Si el próximo día 21 lo hará. Ya dentro del hemiciclo los diputados presos subirán y bajarán hasta tres veces las escalerillas para depositar sus papeletas en la urna durante las votaciones para elegir a la Mesa del Congreso. Acabada la sesión deberán ser trasladados “sin dilaciones” y bajo custodia policial a la cárcel de Soto del Real (Madrid).

CALENDARIO DEL JUICIO

Este martes al término de la 44 sesión del juicio del procés, el tribunal ha comunicado a las partes cómo se desarrollan las próximas jornadas de la vista oral.  El lunes 20 de mayo –salvo suspensión del juicio- se celebrarán las últimas trece declaraciones de testigos. Luego la Sala dedicará dos días aproximadamente a las pruebas periciales y alrededor de tres días a la prueba documental que se desarrollará básicamente con el visionado de los vídeos del 20-S y el 1-O.

Una vez finalizada la celebración de la prueba documental, será el turno de los informes de las partes. Un día para acusaciones –Fiscalía, Abogacía del Estado y Vox- y en torno a tres días para las defensas de los líderes independentistas. Tras los mismos, será el turno para el alegato final de quienes de forma unilateral decidieron en octubre de 2017 proclamar la independencia de Cataluña.