Los diputados y asesores del grupo confederal Unidas Podemos han pasado el martes leyendo las 370 medidas de Pedro Sánchez para gobernar en solitario. A todos les suena bien la música que contiene el documento pero la dirección no renuncia al Gobierno de coalición. «No renunciamos a una negociación integral», dijo el lunes por la tarde la diputada gallega Yolanda Díaz en televisión.

Aunque en la misma locución Díaz se lió ante la pregunta de si para UP es condición indispensable estar en el Consejo de Ministros, portavoces oficiales confirman que la coalición no es descartable, sino algo indiscutible. Otros dirigentes amparan esta tesis: «No nos gusta marcar líneas rojas pero esta es la única que han decidido los inscritos. Entendemos que debemos estar en el Gobierno, sí», manifiesta un consultado.

Línea roja de los inscritos

Este martes Pablo Iglesias u otro portavoz morado de la primera línea darán a conocer la opinión de la coalición confederal. Y en ella apostillarán que las medidas son una buena base para retomar las conversaciones, pero siempre que se trate de una negociación «integral» (sinónimo de coalición) respaldada con los argumentos de siempre: un Ejecutivo monocolor no es lo que votaron los españoles el 28-A, un Gobierno de un solo partido escaparía al control de Unidas Podemos si éstos no se sientan en el Consejo de Ministros.

«Estamos leyendo despacio el documento mucha gente a la vez para no dar una respuesta a las dos horas, como hizo el PSOE con nosotros, sino para responder algo estudiado, con los pros y los contras», señalan en Podemos. Unos dicen que las 370 medidas contienen puntos incluidos en el programa electoral de Podemos, como la Ley de Plásticos o la Declaración de Emergencia Climática.

En el programa de UP

Otros señalan que en áreas como Vivienda «no se incluyen referencias al control de precios por parte de las Administraciones Públicas» pero sí «otras medidas como potenciar el parque público de pisos sociales en régimen de alquiler». «Es un buen punto de partida para negociar y acordar cosas», cuentan en la formación. Incluso Yolanda Díaz destacó que había «propuestas que ya se habían legislado favorablemente, como la bajada del IVA» a cierto tipo de productos.

Sobre la oferta que el presidente en funciones lanzó en la presentación de su programa -que se convirtió en un mitin- de que hubiera personas de UP copando empresas públicas o cargos intermedios siempre fuera del cónclave ministerial, Yolanda Díaz indicó en el Congreso que esta idea «suena a viejo». Fundaba su rechazo a que hace meses los socialistas ya hablaban de cargos fuera del Gobierno («independientes», dijo entonces Sánchez).

‘No hay dinero’

Por si acaso y para remachar la idea de la coalición, el principal negociador de Podemos, Pablo Echenique, remachó en su cuenta de Twitter que «los acuerdos programáticos pueden ser muy bonitos», pero luego llegan los no hay dinero y los no se puede«.