El Congreso ha rechazado la proposición no de ley presentada por Ciudadanos para armonizar los contenidos y las tasas que hay que pagar en las pruebas de la Ebau, que PSOE, Unidas Podemos y los grupos nacionalistas han tachado de intento de «recentralizar las competencias educativas».

La propuesta no de ley, que ha sido transaccionada por Ciudadanos y el PP, ha sido rechazada por 211 votos, frente a 125 a favor y no ha habido ninguna abstención en el pleno de la Cámara Baja.

En la defensa de su iniciativa, la diputada de Ciudadanos, Marta Martín, ha calificado de «cuestión de perogrullo y de justicia» la eliminación de pruebas distintas en cada comunidad, así como la existencia de personal corrector diferente en cada una de ellas y ha responsabilizado al PP y al PSOE de «no haber querido solucionar este problema en los últimos años».

‘Diferencias significativas’

«España presenta diferencias significativas entre comunidades» que, según Martín, tienen «profundas implicaciones en los resultados finales de la EBAU y en las posibilidades de acceso a la universidad y de movilidad de los estudiantes».

Por ello, ha reclamado un sistema de Evaluación de Bachillerato para Acceso a la Universidad homogéneo, además de instar a la armonización de las tasas de matrícula en todas las comunidades.

El PSOE asegura que Cs busca ‘crear odio’ proponiendo unificar los contenidos

Una iniciativa que para María Luz Seijo, del PSOE, supone «utilizar la educación para crear fracturas, sectarismo y odio», y ha recordado a Martín que el modelo existente fue propuesto por el PP y «costó mucho consensuarlo entre las comunidades y las universidades».

Por su parte, María del Carmen González Guinda, del PP, que presentó una enmienda al texto, ha asegurado que su grupo ya propuso «la prueba única» en la Ley de Calidad Educativa, que «tiró abajo el PSOE».

Para Joan Mena, de Unidas Podemos, con esta propuesta Ciudadanos solo «busca titulares» y se ha mostrado partidario de analizar si la Ebau es el mejor modelo para el sistema educativo español, pero «desde una realidad rigurosa y no desde el montapollismo que ustedes nos traen», ha advertido.

‘Ruido y cizaña’

Mena ha acusado a Ciudadanos de querer recentralizar las competencias educativas, como también han hecho Esquerra Republicana de Cataluña (ERC) o el PNV, que ha dicho que la formación naranja solo «quiere meter ruido y cizaña con Euskadi y Cataluña y hoy ha dado el disparo de salida de la campaña electoral».

Por su parte Iván Espinosa de los Monteros, de VOX, que también ha rechazado la proposición no de ley, ha manifestado que España «tiene un problema grave en la educación y en la Ebau» debido a la existencia de 17 comunidades que «han hecho de la educación un instrumento al servicio de sus planteamientos políticos».