El nuevo primer ministro francés, Jean Castex, ex alcalde de Prada de Conflent y catalanoparlamente en la intimidad, se ha convertido a las pocas horas de su nombramiento en nueva figura emergente para el independentismo catalán.

El delegado de la Generalitat en Perpiñán, Josep Puigbert, ha destacado en twitter que Castex participó en una reunión junto a los alcaldes de la Cataluña Norte «posicionados contra la represión», en la que la que se dejó fotografiar junto a otros primeros ediles por Puigbert.

Eso, y el hecho de que habla catalán con soltura ha sido suficiente para que el alto cargo de la Generalitat concluyera en twitter que es mucho mejor que Manuel Valls, el ex primer ministro de origen catalán que se ha convertido en bestia negra del independentismo por su oposición al procés. «Tiene una sensibilidad hacia Cataluña muy diferente a la de Manuel Valls» advierten.

Tiene una sensibilidad hacia Cataluña muy diferente a la de Valls» concluyen los independentistas

Como alcalde de Prada no firmó el manifiesto suscrito por otros alcaldes en favor de los líderes independentistas procesados por su participación en el 1-O, reconoce Puigbert, «pero creo que lo comparte». El funcionario catalán señala además, para sostener su tesis, que Prada es la cuna de independentistas históricos como Ramon Gual o Jordi Taurinyà, presidente del Casal del Conflent.

Y recuerda, como argumento definitivo, que Prada de Conflent es desde hace 51 años escenario de la Universistat Catalana d’Estiu, además de haber sido en tiempos «capital del exilio cultural catalán con Pompeu Fabra y Pau Casals como grandes exponentes.