Una cuota del 16,5% y casi tres millones de espectadores, concretamente 2.979.000, fue el resultado cosechado por Antena 3 tras la primera emisión de la historia de El Hormiguero con Nuria Roca como presentadora. El cambio de conductor y la ausencia de Pablo Motos por primera vez tras 15 años de programa se produjo tras conocer que este último habría estado en contacto con un probable positivo en coronavirus.

A pesar de la improvisada sustitución, Nuria Roca triunfó y anotó unas cifras tan elevadas de audiencia como las que acostumbra a firmar diariamente el programa vespertino de las hormigas más famosas de la televisión. Realizó la entrevista pactada con Maluma a través de una videollamada, moderó la tertulia y se mostró dinámica en todo momento con un público ya familiar para la comunicadora.

Asimismo, mayoría de los comentarios del público a través de redes sociales fueron positivos, dando una gran nota a la valenciana. Al finalizar la imprevista aventura, Roca agradeció la oportunidad: «Gracias a todo el equipo de ‘El hormiguero’ y en especial a Pablo Motos».