La Dirección General de Tráfico (DGT) ha advertido de que han aumentado un 39 por ciento los conductores que circulan con exceso de velocidad durante el estado de alarma por el coronavirus.

Así lo refleja un estudio realizado por la DGT sobre una muestra de 170 tramos de control (radares fijo y de tramos) del comportamiento de la velocidad a la que circulaban los vehículos durante el estado de alarma y su comparativa con los mismos días del año anterior.

Por ello, Tráfico ha recordado a los conductores «la necesidad de respetar los límites de velocidad establecidos», en un periodo como es el estado de alarma y en el que la movilidad en vehículo sigue estando restringida y solo permitida en los supuestos recogidos en el artículo 7 del RD 463/2020.

El informe constata un aumento de la velocidad de circulación de los vehículos ligeros a su paso por los puntos de control de velocidad.

Para el director del Observatorio de la Seguridad Vial de la DGT, Álvaro Gómez, «en condiciones normales, la velocidad adoptada por un conductor es una combinación entre lo que el conductor desea y lo que el tráfico le permite».

«Estas últimas semanas, en las que la intensidad del tráfico ha descendido de forma notable la velocidad ha sido fundamentalmente la que el conductor ha deseado, por eso es tan importante el respeto de los límites», ha señalado Gómez.

Para la DGT, la velocidad es uno de los «principales factores de riesgo» tanto en la ocurrencia de accidentes como en las consecuencias del mismo y por eso «es imprescindible» que los conductores respeten los límites establecidos.

Esta llamada de atención se realiza días antes de que el próximo lunes 11 de mayo numerosos territorios pasen de fase en el plan para la transición hacia una nueva normalidad y que supondrá la incorporación de trabajadores a sus puestos de trabajo, muchos de los cuales optarán por el vehículo privado para su desplazamiento al trabajo en un momento en el que todavía se registran niveles bajos de intensidades viarias

Respecto a la evolución de la siniestralidad mortal, Tráfico ha resaltado que, entre el 15 de marzo y el 7 de mayo, el número de accidentes mortales se ha reducido un 71%, y el de personas fallecidas lo ha hecho un 69%. Así, 49 personas han fallecido durante el estado de alarma, en comparación con 159 personas fallecidas en 2019.

El estado de alarma ha producido también un impacto en la distribución de los accidentes mortales entre diferentes tipos de vías. Las autopistas y autovías han registrado 19 de las 49 personas fallecidas, un 39% del total, cuando este porcentaje suele estar en el entorno del 25%.

El accidente más frecuente durante el estado de alarma ha sido la salida de vía, que representa 31 de los 49 fallecidos, un 65% del total, frente a un 35% en el mismo periodo de 2019.

Este tipo de accidente, según ha asegurado la DGT, se encuentra frecuentemente asociado a distracciones y excesos de velocidad, dos factores de riesgo cuya aparición «es favorecida por las bajas intensidades de tráfico que presentan actualmente muchas carreteras».

Cinturón de seguridad

Asimismo, Tráfico ha advertido de que 10 de las 24 personas fallecidas no utilizaban el cinturón de seguridad en el momento del accidente.

Para evitar conductas insolidarias, la DGT volverá a reforzar, al igual que los fines de semana pasados, los controles en carretera, de modo que los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil seguirán comprobando que el desplazamiento sea por alguno de los motivos recogidos en el Real Decreto del estado de alama.