La Brigada Paracaidista (BRIPAC) del Ejército de Tierra ha desplegado 9 vehículos de alta movilidad táctica para recoger a 41 controladores y llevarlos al aeropuerto de Barajas, mientras que un convoy de maquinaria pesada ha salido de Salamanca con destino al aeropuerto de la capital.

Son las últimas acciones puestas en marcha por el Ministerio de Defensa en relación con los efectos del temporal Filomena, según informa este departamento en redes sociales.

La Unidad Militar de Emergencia (UME) ha trabajado durante la madrugada en la limpieza de las pistas y la plataforma del aeropuerto de Barajas, que prevé recuperar gradualmente sus operaciones esta tarde, informa Efe.

Además, ha despejado el acceso a centros hospitalarios, instalaciones de Mercamadrid (para garantizar el abastecimiento) y almacenes farmacéuticos.

Los efectivos militares de esta unidad han «empleado cuñas quitanieves y retirado la nieve acumulada debajo de las aeronaves» del aeropuerto madrileño, así como de distintas vías y carreteras de la comunidad madrileña.