Sociedad

CaixaProinfancia ofrece un verano mejor a más de 20.000 niños y jóvenes

El programa de Fundación La Caixa dirigido a menores en situación de pobreza y riesgo de exclusión destina más de 4,8 millones de euros a las actividades en centros abiertos, colonias urbanas y campamentos

El programa de Fundación La Caixa dirigido a menores en situación de pobreza y riesgo de exclusión destina más de 4,8 millones de euros a las actividades en centros abiertos, colonias urbanas y campamentos.

Fundación La Caixa

Tras el paréntesis provocado en 2020 por la pandemia, 20.334 niños y jóvenes vuelven a disfrutar este verano de las actividades promovidas desde CaixaProinfancia. Este programa de Fundación La Caixa, dirigido a menores en situación de pobreza y riesgo de exclusión, tiene como objetivo favorecer su desarrollo social y educativo.

Con las oportunas medidas sanitarias y de prevención, 320 entidades sociales de toda España organizan las actividades en centros abiertos, colonias urbanas y campamentos adscritos al programa, a los que este verano Fundación La Caixa destina más de 4,8 millones de euros.

Volver a disfrutar

Las actividades de verano representan un aspecto clave en el esfuerzo de CaixaProinfancia para romper el círculo de la pobreza familiar y ofrecer a los niños oportunidades de futuro. Y este año son más importantes y necesarias que nunca. «Durante estos tiempos de pandemia, muchos niños, niñas y adolescentes han percibido la vulnerabilidad y el sufrimiento en sus hogares», ha explicado el subdirector general de Fundación La Caixa, Marc Simón. «Nuestra prioridad es que puedan volver a disfrutar, jugar, aprender y convivir, ofreciéndoles un verano lleno de actividades, recursos y juegos adaptados que les devuelvan la estabilidad emocional y que también refuercen las competencias educativas».

Hay tres modalidades de actividades estivales adscritas al programa de CaixaProinfancia. En los centros abiertos, que trabajan todo el año con un servicio diario y un proyecto educativo propio, adaptan su funcionamiento a la programación de verano para cerca de 500 jóvenes. Los campamentos permitirán que más de 3.000 puedan disfrutar unos días lejos de casa y en contacto con la naturaleza. Pero son las colonias de verano las que representan el mayor volumen de participantes. Cerca de 17.000 menores disfrutarán de sus actividades lúdicas, formativas y deportivas. Las tres modalidades son complementarias, de manera que cada menor puede participar en varias de ellas.

‘Campamentes’ conectadas

Precisamente para afrontar el impacto emocional sufrido por niños y adolescentes como consecuencia de la pandemia, CaixaProinfancia ha creado Campamentes conectadas. Se trata de un conjunto de recursos digitales procedentes de la plataforma EduCaixa que permiten complementar las actividades presenciales con materiales educativos, así como recursos para reconocer, expresar y gestionar emociones.

CaixaProinfancia pone cada semana a disposición de las entidades nuevos materiales a través de su página web. Además, ha puesto en marcha la iniciativa Un mural que nos conecta. Se trata de que los niños y jóvenes expresen sus emociones a través del dibujo, y así fomentar su capacidad de comunicación y aceptación. Con los dibujos, realizados sobre tres plantillas que ofrecen multitud de combinaciones, se compondrá un gran lienzo digital que estará colgado en la web a partir de mediados de septiembre y será enviado en forma de pósters a los centros participantes.

Con la reactivación de sus actividades de verano, CaixaProinfancia persevera en su compromiso con el desarrollo personal y educativo de jóvenes y familias en riesgo de exclusión. Durante 2020, cerca de 59.000 niños y niñas y más de 35.000 familias fueron atendidos y ayudados desde el programa de Fundación La Caixa.

Te puede interesar