Deportes

Peng Shuai, un problema diplomático para el COI a las puertas de Pekín 2022

Varias ONGs critican la postura del máximo organismo olímpico respecto a la situación de la tenista | El 4 de febrero arrancan los Juegos Olímpicos de Invierno en la capital china

Una mujer se saca una foto delante delante de los anillos olímpicos en Pekín

Una mujer se saca una foto delante delante de los anillos olímpicos en Pekín EFE/EPA/ROMAN PILIPEY

Cuando Pekín fue elegida en 2015 como la sede de los Juegos Olímpicos de Invierno de 2022, nadie podía imaginarse la enorme presión bajo la que estaría el Comité Olímpico Internacional a unas pocas semanas de que se encienda el pebetero. Más allá del desafío que supone la pandemia de coronavirus, el caso de la tenista Peng Shuai desaparecida está creciendo de tal manera que amenaza con embarrar la reputación del máximo organismo olímpico.

La WTA, el ente que rige el tenis femenino, ha volado esta semana todos los puentes con China con un comunicado en el que anunciaba que suspendía los torneos programados en China y Hong Kong. «No sé cómo puedo pedir a nuestras deportistas que compitan en un lugar donde Peng Shuai no puede comunicarse libremente y donde aparentemente ha sido presionada para contradecirse en su acusación de violación«, ha señalado el CEO de la WTA, Steve Simon.

Una decisión valiente, que costará cientos de millones al circuito femenino, y que ha sido respaldada por el número uno del tenis masculino, Novak Djokovic. «Apoyo totalmente a la WTA. No tenemos suficiente información sobre Peng. Es una medida muy valiente, es importante que nos apoyemos unos a otros», ha expresado el serbio.

El caso de la tenista china Peng Shuai amenaza con perturbar la paz en los Juegos Olímpicos de Pekín 2022
El caso de la tenista china Peng Shuai amenaza con perturbar la paz en los Juegos Olímpicos de Pekín 2022 EFE/EPA/FRANCIS MALASIG

Peng Shuai, de 35 años y ex número uno del mundo en dobles, estuvo desaparecida tres semanas en noviembre después de acusar al ex vicepresidente china Zhang Gaoli de haberla violado tres años antes. Su mensaje de denuncia, publicado a las 22:07 del 2 de noviembre en la red social Weibo, desapareció pocos minutos después. Y nada se supo de ella hasta 20 días después, cuando reapareció en un acto benéfico grabado únicamente por medios de comunicación controlados por el régimen chino.

El mundo del deporte lanzó el hashtag #WhereIsPengShuai para pedir explicaciones y numerosos organismos reclaman una investigación exhaustiva del caso: qué paso con Peng Shuai en esas semanas, si fue coaccionada, si fue retenida. De momento, no ha dado explicaciones en público y lo más parecido a eso fue una videollamada con el presidente del COI, Thomas Bach, justo el fin de semana que la tenista reapareció en Pekín. Pero ni el vídeo ni la transcripción se han hecho públicos.

La extraña «diplomacia silenciosa» del COI en el caso de la tenista china

La WTA ha tratado de ponerse en contacto con Peng Shuai en repetidas, pero un mes después de que hiciera pública su denuncia todavía no lo ha conseguido. Sin embargo, menos de 24 horas después de que la WTA rompiera sus relaciones con China, el COI se apresuró a publicar un nuevo comunicado en el que aseguraba que habían tenido otra videollamada con la tenista.

«Le hemos ofrecido nuestro amplio apoyo, nos mantendremos en contacto regular con ella y ya hemos acordado una reunión personal en enero», señaló el organismo de los anillos. «Estamos usando la ‘diplomacia silenciosa’, que, dadas las circunstancias y basándonos en la experiencia de los gobiernos y otras organizaciones, es la forma más prometedora de proceder con eficacia en estos asuntos humanitarios».

Las críticas al COI y la sombra del boicot

Las críticas no han tardado en llegar y varias ONGs han puesto de relieve el interés que tiene el COI en que nada salga mal de cara a los Juegos Olímpicos de Invierno que arrancan en Pekín el 4 de febrero. Una cita para la que Zhang Gaoli, el político acusado de violar a Peng, actuó como el líder del grupo de trabajo del Consejo de Estado que supervisaba el comité organizador.

El comunicado del COI parece escrito por el Partido Comunista»

maya wang, de human rights china

«El comportamiento del COI en relación con las denuncias de agresión sexual y la desaparición de Peng Shuai ha sido irresponsable y muestra lo poco que sabe de derechos humanos», ha señalado la directora de la ONG Sport & Rights Alliance, Andrea Florence. «El afán del COI por ignorar la voz de un atleta olímpico que puede estar en peligro y de apoyar las afirmaciones de los medios de comunicación patrocinados por el estado en China muestra la necesidad urgente de crear una estrategia de derechos humanos del COI».

La investigadora de Human Rights Watch para China, Maya Wang, fue incluso más allá. «El comunicado del COI sobre Peng Shuai parece que lo ha escrito el Partido Comunista», escribió en Twitter.

Y de fondo sigue planeando la posibilidad de un boicot de varios países occidentales a la cita deportiva invernal. El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, ya afirmó que su país lo está considerando. Una posibilidad que ni quieren mentar en China.

De hecho, el viceministro de Asuntos Exteriores de China, Xie Feng, mantuvo una videdollamada el jueves con altos ejecutivos de empresas estadounidenses y les instó a que hicieran «una contribución positiva» a los Juegos Olímpicos. «Boicotear los Juegos por razones políticas daña el interés de los atletas, viola los ideales y aspiraciones de la sociedad internacional y no es algo popular», dijo Xie.

Te puede interesar

Comentar ()