Son los Herederos de la bestia. No podía ser más acertado el título del documental de Diego López y David Pizarro que homenaje a El día de la Bestia en el que directores como Jaume Balagueró y Paco Plaza destacan el papel de Alex de la Iglesia para el nuevo cine español en los años noventa. «Vimos que era posible, que no era una utopía, era realidad, alguien lo había hecho y con mucho éxito», asegura Balagueró en el documental en referencia al éxito de De la Iglesia. «Alex era como el que iba con el machete por la jungla despejando el camino», mantiene Plaza.  Alex de la Iglesia lo hizo posible y a El día de la Bestia le siguió una colección de títulos y directores que instauraron el terror en nuestras salas. Un terror con el que el cine español dio un salto adelante con una magnífica generación de cineastas y todos sus monstruos.

Paco Plaza, Verónica (2017)

Plaza, quien con Balagueró creó la saga de REC, -una serie de películas impensable una década antes- estrena este fin de semana Verónica, una confirmación de que, dos décadas después del fenómeno de Alex de la Iglesia, nadie nos quita el miedo del cuerpo. Inspirada en un caso real que ocurrió en Madrid en los años 90, el director aumenta la dosis de miedo con la cercanía de la historia.

https://youtu.be/DsS4QojfHCg

Alex de la Iglesia. El día de la Bestia (1995)

Ya está dicho. El bilbaíno llegó a Madrid, vio las Torres Kio en construcción y se montó una película que convertía a Madrid en las puertas del infierno. Y por estas nos entró todo el miedo que una gran generación de directores ha creado. Es un peso pesado en el cine español, no sólo por su amplia filmografía sino por su papel como productor. Dejó huella en su paso por la Academia de Cine como presidente. De la iglesia habla y la industria del cine escucha.

Alejando Amenábar. Tesis (1996)

Con 24 años se puso en lo más alto del cine español con Tesis y se convirtió en un héroe generacional.  Su éxito, lejos de volatilizarse, se amplió a base de trabajo y no tardó en dar el salto al cine de Hollywood. Ha ideado, escrito los guiones y compuesto la banda sonora de la mayoría de sus películas. Su talento es otro de los pilares del buen cine actual.

https://youtu.be/RDDJhDOtJTA

Jaume Balagueró y Paco Plaza REC (2007)

Jaume Balagueró ya había firmado algunas de las mejores cintas de miedo que se hicieron con el cambio de siglo, en especial Los sin nombre (1999)  y Frágiles (2005), pero fue el equipo que formó con Paco Plaza el que consagró a estos cineastas con la serie de películas de REC. Arrancó en 2007 y continuó con tres películas más que contaron con un público fiel en la taquilla.

Tráiler de REC

Los sin nombre (1999)

Juan Antonio Bayona, El orfanato (2007)

Debut triunfal de Bayona que se hizo con siete premios Goya. El cine de terror ganó enteros ese año 2007 con la llegada de Bayona. Un director que llena las salas con cada estreno. El éxito de El orfanato fue posible por una persona fundamental en el cine fantástico: Guillermo del Toro.

Guillermo del Toro, El laberinto del Fauno (2006)

Con su papel como productor de El Orfanato ganamos uno de los mejores directores actuales, como es Bayona. Pero el peso del mexicano en el cine español no se limita a la producción. El espinazo del diablo (2001) y El laberinto del fauno (2006),  con la Guerra Civil de fondo, son una gran aportación al muestrario de terror de nuestro cine, proveniente de una figura que también es un pilar del cine de terror de Hollywood.

Juan Carlos Fresnadillo 28 semanas después (2007)

Desde su primer largo, Intacto (2001), la proyección internacional de Fresnadillo fue notable. Una proyección que se confirmó con el encargo de dirigir 28 semanas después la secuela de 28 días después, el éxito británico de zombis.

Jaume Collet Serra, Casa de cera (2005)

El director catalán ha desarrollado toda su carrera en Hollywood donde empezó destacando con sus películas de terror como La casa de cera y La huérfana (2009)

Rodrigo Cortés Enterrado (2011)

Rodrigo Cortés demostró que con poco se podía aterrar al espectador. Enterrado fue su primer gran largo en el que contó con Ryan Reynolds. En su siguiente cinta, Red Lights (2012), tuvo en su elenco a Robert de Niro y Sigourney Weaver. Ahora se espera fecha de estreno de Down a Dark Hall  protagonizada por Uma Thurman.