Patricia Sandretto Re Rebaudengo es la gran dama italiana del arte contemporáneo. Empezó a coleccionar obras de arte por pasatiempo, a principio de los noventa. Sus primeras compras fueron en Londres, centro mundial de la escena artística por la irrupción del movimiento de los Young British Artists. Pronto esta afición se convirtió en su principal actividad. Patricia, hija de un industrial turinés, decidió transformar su colección privada en la institución que lleva su nombre.

Han pasado veinte años desde la inauguración de la primera sede expositiva de la Fundación Sandretto Re Rebaudengo en el palacete familiar en Guarene d’Alba, en las colinas piamontesas. En 2002 abrió otra galería en el centro de la ciudad de Turín. Ahora prepara el desembarco en Madrid, con 105 obras de arte y un programa de actividades que promete revolucionar el panorama del arte contemporáneo en la capital española.

Puente entre Europa y América Latina

Amante del arte más provocativo y menos políticamente correcto, Sandretta Re Rebaudengo es un personaje de primer orden en el mundo del mecenazgo internacional: socia honorífica y miembro de las más importantes instituciones: desde el MoMA de Nueva York a la Tate de Londres. Su Fundación se ha convertido en un referente mundial para la promoción de los jóvenes talentos artísticos.

Cuando vio por primera vez el Matadero de Madrid se enamoró. “Si hay que hacer algo hay que hacerlo aquí”, dijo la mecenas italiana. Llevaba años buscando un lugar adecuado para expandir al extranjero las labores de su fundación. Madrid se presentaba como un puente natural entre España, Europa y América latina. Ideal prosecución para su colección, centrada en los trabajos de artistas anglosajones. Desde el principio el Matadero se presentaba como un emplazamiento ideal por su dedicación a la difusión del arte contemporáneo con iniciativas ya implantadas.

La Nave 9 será la primera sede de la Fundación Sandretto Re Rebaudengo en el extranjero. En el contrato estipulado con el Ayuntamiento de Madrid, la fundación italiana se encargará de la rehabilitación del edificio. De proyecto se encargará el arquitecto ghanés David Adjaye, autor del Museo de la Civilización Afroamericana de Washington, junto al español Arturo Franco.

Exposiciones e iniciativas

Seis mil metros cuadrados, divididos en dos plantas, que acogerán 105 piezas de la colleciòn de 1500 obras que pertenece a la fundación – una de las más grandes del mundo. Cada año se renovará con la presentación nuevas piezas. Parte del espacio estará destinado a las exposiciones temporales y proyectos de jóvenes artistas. Paralelamente se desarrollarán actividades pedagógicas dedicadas a la promoción del arte contemporánea entre todo tipo de público: desde las escuelas a los ancianos. Habrá sitio también para apartamentos destinados a residencias artísticas.

Al ayuntamiento no le costará un céntimo. En cambio de la cesión gratuita recibirá una poderosa inversión, material y cultural. La obra de rehabilitación de la Nave 9 empezará a principios de 2018 y la fecha de estreno del nuevo centro artístico está prevista para el otoño de 2019. Falta todavía mucho, pero la Fundación Sandretto Re Rebaudengo España tiene ya prevista una serie de actividades para darse a conocer y romper el hielo con los madrileños.