Son los mejores saltadores del mundo y por tercera ocasión acudirán a Bilbao para competir en la Ría, a orillas del Museo Guggenheim y en el corazón de la ciudad. Los clavadistas volverán a realizar sus acrobacias y piruetas más arriesgadas lanzándose desde los 27 metros de altura que marca el cercano puente de La Salve y desde el que se arrojarán con una velocidad de caída de 85 kilómetros por hora.

La ‘Red Bull Cliff Diving’ ha vuelto a apostar por la capital vizcaína para acoger esta espectacular competición que ya en 2015 logró atraer a 60.000 espectadores que abarrotaron ambos márgenes de la ría bilbaína. En esta ocasión los organizadores han asegurado que Bilbao “se lo ha ganado” por la buena acogida que ya concedió también en la primera de sus ediciones, la celebrada en 2014. Las condiciones, más de 4 metros de profundidad requeridos y el entorno que brinda el Museo Guggenheim para una competición cuya plasticidad la convierte en singular, han contribuido en que por tercera ocasión la ciudad vuelva a ser seleccionada.

Y no será una edición cualquier. El certamen conmemora en esta ocasión sus diez años en la alta competición y para ella ha realizado una cuidada selección para celebrar sus seis pruebas a lo largo de todo el mundo en los entornos más espectaculares. Bilbao está de moda y eso también ha pesado. A la celebración de los Premios MTV Europeos, que acogerá en noviembre, se suma la gala “The Word’s 50 Best Restaurants”, donde se anunciarán los ‘oscars’ de la restauración mundial o el campeonato de clubes de rugby europeo más importante de este deporte que se celebrarán en Bilbao los próximos 11 y 12 de mayo.

En el vídeo de promoción editado por la organización del Red Bull Cliff Diving se hace un guiño al País Vasco mostrando a los saltadores arrojarse sobre pintxos, txikitos de vino o a jugadores de cesta punta lanzando pelotas desde la plataforma de lanzamiento de los saltadores o incluso a dantzaris bailando un ‘aurresku’ a los clavadistas antes de saltar desde la plataforma.

El certamen contará con 13 participantes, los clasificados para esta fase final. En Bilbao, por las características del entorno de salto, tan sólo participarán hombres. Será la segunda parada del campeonato internacional que arrancará el 2 de junio en Texas (EEUU), continuará en Bilbao el 30 de junio para celebrar la tercera prueba en la localidad portuguesa de Sao Miguel el 14 de julio. El calendario prevé otra de las pruebas en Sisikon (Suiza) el 5 de agosto, otra en Copenhague (Dinamarca), el Bosnia-Herzegovina el 8 de septiembre y la prueba final el 23 de septiembre en Polignano (Italia).