La 1 no remonta. El canal principal de RTVE cerró el mes de junio con un 8,7% de cuota de pantalla, la peor audiencia de toda su historia, y sigue en caída libre en el inicio del mes actual. La 1 se ha quedado rozando el 8% en la primera semana de julio, un registro anómalo en el histórico de la cadena, que se aleja cada vez más definitivamente de Telecinco y Antena 3 y comienza a poner la vista en defenderse del probable ‘sorpasso’ de La Sexta.

Un adelantamiento que ya se produjo este viernes, cuando la segunda cadena de Atresmedia cerró el día en el 7,4%, una décima por encima de La 1 (7,3%), relegada al quinto puesto de la jornada tras el acumulado de las televisiones autonómicas de la FORTA. El lunes, La 1 y La Sexta empataron con un share del 7,5% y el martes la pública cayó frente a Cuatro, a quien le valió una emisión intersemanal de Supervivientes para imponerse al ente administrado por Rosa María Mateo.

Justo antes del cierre de la primera semana de julio, La1 se colocaba el sábado a más de 7 puntos de Telecinco (15,1% tras el sábado) y a casi 4 de Antena 3 (11,6%), mientras que mantenía una ventaja de menos de un punto con La Sexta. Una situación insólita para La 1, que en su anterior peor registro histórico (8,9% en julio de 2014), todavía aventajó a La Sexta en más de dos puntos de cuota de pantalla, igual que en el recién finalizado junio.

Rostros clásicos para pelear contra Ferreras

En ese escenario, La 1 cruza los dedos y se encomienda a varias apuestas para intentar salvar el mes de un registro sonrojante. La primera arranca este mismo lunes y se trata de ‘A partir de hoy’, el programa con el que RTVE recupera para la televisión a Màxim Huerta tras su efímero paso por el gobierno de Pedro Sánchez. El ex ministro de Cultura y Deporte pone en marcha un magacín veraniego que dirigirá el foco sobre una nómina extensa de colaboradores conocidos: Gemma Nierga, Boris Izaguirre, Olga Viza, Lorenzo Caprile, Roberto Leal…

Huerta, que según publicó El Mundo cuadruplicará en TVE su sueldo como ministro, utilizará a una artillería de rostros televisivos para competir, durante una hora al día -de 12.25 a 13.25-, con el tramo final de Espejo Público (Antena 3), Mujeres y Hombres y Viceversa (Cuatro), El Programa del Verano de Joaquín Prat (Telecinco) y Al Rojo Vivo (La Sexta).

El regreso de Màxim Huerta a TVE coincide con dos eventos televisivos: la investidura de Sánchez y el desenlace de Supervivientes

Huerta tendrá el reto de abrirse hueco en una franja horaria que hasta ahora parecía claramente repartida. Antonio García Ferreras ha asentado prácticamente un monopolio político en el mediodía televisivo con Al Rojo Vivo, Mediaset lo apuesta todo a la información rosa en ese tramo horario y Espejo Público dedica su última franja a la información de sociedad, en la que es referencia.

Para luchar contra eso, Huerta ha anunciado un programa «feliz, divertido, amable e informativo». Está por ver la recepción del público en un verano marcado por circunstancias particulares: por un lado la investidura de Pedro Sánchez y la formación de gobierno, aún pendiente y cuyo interés crecerá de aquí al 23 de julio, y por otro el desenlace de Supervivientes, que arrasa en todas sus emisiones tanto en Telecinco como en Cuatro y del que los programas de Mediaset hacen un seguimiento pormenorizado.

La bala del Tour de Francia

El regreso de Màxim Huerta a la televisión pública bajo gobierno socialista, tras su dimisión como ministro tras siete días en el cargo, ha levantado tanta expectación como polémica por su sueldo, que según informó El Mundo cuadruplicará a lo que habría percibido como titular de Cultura y Deporte. Huerta, por su parte, denunció este fin de semana en una entrevista con Ideal la «doble, triple, cuádruple y quíntuple» vara de medir con la que, en su opinión, se afrontó su caso por ser un personaje procedente del mundo de la televisión.

En paralelo, RTVE confía también en uno de los clásicos del verano para tirar de su audiencia hacia arriba y salvar un nuevo mínimo histórico: el Tour de Francia, que arrancó este sábado en Bélgica y se alargará hasta el próximo 28 de julio.

La mayoría de las etapas se emitirán únicamente a través de Teledeporte, aunque La 1 retransmitirá las etapas decisivas de alta montaña, generalmente disputadas durante los fines de semana.

Es la misma estrategia utilizada en las últimas semanas con el Europeo de baloncesto femenino: se ha emitido íntegramente por Teledeporte, pero ante el éxito de la semifinal del sábado, que fue lo más visto del día en la TDT (621.000 espectadores y 6,7% de cuota), TVE programó la final contra Francia en La 1.

En el caso de la ronda gala, con ciclistas españoles en liza como Enric Mas, Mikel Landa o Alejandro Valverde, y estrellas latinoamericanas como Egan Bernal, Nairo Quintana o Rigoberto Urán también con opciones de triunfo, La 1 cuenta con un activo al que sus rivales no pueden hacer sombra en los días valle del mes.