Tendencias

Las conferencias sobre Shakespeare de Tunney y otros secretos de la historia del boxeo

'Eso no estaba en mi libro de historia del boxeo', del periodista Jorge Lera, revela aspectos poco conocidos del deporte más antiguo del mundo

Imagen libro historia del boxeo

Jorge Lera quería hacer un libro que llenara el vacío de los que tratan la historia del boxeo. Y aunque la idea de este no fue precisamente suya, reconoce la sensibilidad de la editorial de incluir al deporte más célebre, antiguo, literario y cinematográfico de todos los tiempos, en la colección que lleva como titulo Eso no estaba en mi libro de…Y él puso el remate: boxeo.

Publicado por la editorial Almuzara, Eso no estaba en mi libro de historia del boxeo, del periodista deportivo y voz del boxeo en España Jorge Lera, es una visión sociohistórica del boxeo, su nacimiento y su evolución, íntimamente relacionada con la sociedad de su época: «La idea surge de la Editorial Almuzara. Se pusieron en contacto conmigo para proponerme este proyecto y la idea me encantó. Con este libro intento mostrar cómo el boxeo es quizá el deporte más sensible y que más rápidamente reacciona a cualquier cambio político, económico o demográfico en la sociedad; o cómo, por ejemplo, se puede trazar una historia social en los Estados Unidos a través del boxeo.

El boxeo ha sido, desde el principio de los tiempos, el deporte de las oportunidades, el primero en abrir los brazos y abrir las puertas a grupos que tenían prácticamente vetado su acceso a cualquier otro campo con el que intentar una mejora social. Lo fue con los diferentes grupos que fueron emigrando a Estados Unidos: los irlandeses, los judíos, los italianos, los hispanos… El boxeo y las victorias de sus boxeadores les proporcionaron un motivo de alegría, de orgullo y de prestigio. Ha sido, antes que ningún otro, un deporte de integración e igualitarismo.

«El boxeo es el deporte más rico en historia y en historias, y hay muchas cosas que contar que hasta los más fieles aficionados desconocen. Creo que hay un cierto vacío de libros de historia del boxeo en lengua española, si lo comparamos con todo lo que hay publicado en inglés. Para mí escribirlo ha sido un reto muy importante, y lo he disfrutado muchísimo», cuenta Lera para El Independiente.

Lo que fue un deporte de masas sumido a amplias críticas vertidas desde una opinión pública influenciada en la etapa democrática por unas emergentes nuevas clases medias -especialmente sensibles respecto a toda manifestación abierta de conflicto humano y violencia-, esconde historias tan singulares como la del campeón mundial del peso pesado Gene Tunney, quien a pesar de su aspecto de hombre duro era un intelectual que daba conferencias sobre Shakespeare en Yale; o la de Nelson Mandela, todo un Premio Nobel de la Paz que resultó ser el mayor impulsor de este deporte en Sudáfrica: «En el libro intercalo las historias de muchos campeones que tienen vidas realmente increíbles, que son auténticas novelas en sí. Historias como la del sefardí Daniel Mendoza, que en el siglo XVIII revolucionó el boxeo; del negro americano Bill Richmond, que pasó de la esclavitud en América a codearse con la realeza británica gracias al boxeo; de John L. Sullivan, el primer gran ídolo de masas del deporte; de Joe Gans, Jack Johnson, Primo Carnera, Max Baer y muchos más. Son historias realmente apasionantes y que creo que le van a sorprender al lector».

«¿Que con cuál me quedo? Con el campeonato del mundo entre Joe Louis y Max Schmeling en 1938, en un clima de preguerra mundial. Creo que ningún otro acontecimiento deportivo ha tenido la importancia sociohistórica de este combate. El negro americano frente al boxeador de la Alemania nazi en disputa del título más importante del deporte mundial, el que más carga simbólica encierra, el campeonato mundial del peso pesado. Fue realmente la primera batalla de la II Guerra Mundial, con todo el planeta pendiente de lo que ocurría en el Yankee Stadium, con toda la diplomacia desplegada, con Hitler y Roosevelt en dos extremos del mundo siguiendo en directo por la radio el resultado. Este hecho ocupa una de las partes centrales de mi libro», añade.

Combate entre Joe Louis y Max Schmeling en 1938.

La incorporación de la mujer al boxeo ha tenido un gran impacto en España»

jorge lera

En España, el boxeo alcanzó su popularidad en la década de los 70, aunque su fama se vio mermada en los años siguientes, cuando «el boxeo fue prácticamente borrado de un plumazo en gran parte de la prensa y la televisión». Ahora, dice Lera, que además de periodista y aficionado del deporte posee el título de Entrenador Nacional de Boxeo, «estamos viviendo un gran momento. Se han multiplicado el número de licencias tanto profesionales como amateur. Cada vez hay más gimnasios de boxeo abiertos a gente que no quiere competir pero que entiende que el entrenamiento de boxeo es uno de los más completos que existen. Y la incorporación de la mujer al boxeo profesional ha tenido un gran impacto en España, y hemos conseguido campeonas del mundo y de Europa. Afortunadamente se ha creado una nueva base de aficionados cada vez más jóvenes que hacen que el boxeo sea uno de los deportes más seguidos. Nos falta un poco más de apoyo televisivo, pero en líneas generales el boxeo en España actualmente goza de muy buena salud. Atrás quedaron ya los años del plomo».

Te puede interesar

Comentar ()