Tendencias

Del éxito 'One More Time' a saborear la verdadera libertad: todo lo que ha pasado Britney Spears en 24 años

Britney Spears en 'Baby One More Time'

Britney Spears en 'Baby One More Time' YouTube

Desde que Baby One More Time llegó a nuestros oídos aquel 12 de enero con un muy reciente lanzamiento del añorado mp3 no ha dejado de sonar en los lugares más recónditos del planeta. Y tampoco en nuestras cabezas. Aquel primer álbum de estudio que sacaba una inocente rubia de voz encandiladora fue la inauguración a los 24 años de carrera con sus otros 8 discos correspondientes que ha llevado a la estadounidense a marcar una época.

Aunque sus pasos no siempre han seguido el ritmo musical. Britney Spears se ha visto envuelta en multitud de polémicas que, por h o por b, la han mantenido siempre en boca de todos.

Corría el final de la época de los 90 cuando una dulce adolescente de Misisipi se lanzaba desde un trampolín al mundo de las celebridades. Britney Spears, después de firmar con Jive Records, comenzó a trabajar con un gran número de productores. Aunque no le duró ni un año en el anonimato, porque a principios de 1998 ya estaba volando hacia los Cheiron Studios, en Estocolmo, para trabajas codo con codo con Martin, Denniz Pop y Rami, entre otros. Fue Martin el encargado de mostrarle a Spears y a su equipo una canción que por aquel entonces se titulaba Hit Me Baby One More Time, la cual estaba dirigida para el grupo de chicas de R&B, TLC, conocidas por su canción No Scrubs, pero la rechazaron porque ya habían terminado su tercer álbum de estudio. Esto le cayó a Britney como agua de mayo. Ella misma afirmó más tarde que en cuanto la escuchó se había sentido emocionada y sabía que iba a ser un sencillo exitoso. Pero sus nervios y su falta de experiencia la traicionaron en el primer día de grabación: «No lo hice bien el primer día en el estudio de grabación, estaba demasiado nerviosa. Así que salí esa noche y la pasé muy bien. Al día siguiente estaba totalmente relajada. Tienes que estar relajada cuando cantas ‘…Baby One More Time'», decía.

Pero entonces surgió otro problema. A los ejecutivos de Jive Records les preocupaba que la línea Hit me (golpéame) propiciaría la violencia doméstica, a pesar de que fuese referido a ‘pegar’ un telefonazo. Esa fue la razón por la que modificaron el título más tarde hasta quedar únicamente como Baby One More Time.

La canción trata acerca de una relación en su inicio y fin, pero a la vez de cuánto ella deseaba que se reconciliara al decir «hit me baby one more time». Al respecto, Spears señaló que tan pronto como escuchó el demo de la canción, supo que tenía que grabarla, debido a que sintió que era una canción a través de la que cualquier niña arrepentida podía identificarse.

Además de sus logros comerciales, el tema vendió más de 25 millones de copias en todo el mundo, pues supuso el colofón de un nuevo modelo pop que aún hoy persiste y que aúna las tradiciones musicales estadounidense y sueca, impregnada de ABBA.

El primer videoclip de Britney retirado por TRL

Pero es que además, con la canción lanzaron su respectivo videoclip, que fue un éxito rotundo. Dirigido por el veterano director estadounidense Nigel Dick, quien trabajó por primera vez con Britney Spears, el vídeo musical fue grabado en tan solo 3 días -6, 7 y 8 de agosto de 1998-, realizado en el instituto Venice (Los Ángeles) en California.

La idea detrás de la creación del vídeo fue completamente elaborada por Britney, quien además confesó que pese a que la idea original que tenían en mente era «bastante salvaje», ella solo pretendía hacer un vídeo musical más «divertido» para que así sus seguidores se sintiera identificados. Por su parte, Britney Spears declaró que el rodaje del video musical fue una experiencia «realmente maravillosa». Y además, señaló que su idea de mostrar su abdomen en este, se debió a que ella provenía del sur de Estados Unidos, donde te clasifican de «tonta» si no usas un sostén deportivo cuando vas a clases de baile, debido a que, de no hacerlo, terminarías completamente sudada. El vídeo que la catapultó a las listas de éxitos de MTV y otros canales musicales también la llevó a ser el primer videoclip retirado por TRL (Total Request Live) en su carrera.

‘Baby One More Time’ se convierte en vinilo 20 años después

El disco, que incluye otros temas conocidos como (You Drive Me) Crazy, Born to make you happy Sometimes, volvió en el año 2018 al mercado en forma de vinilo con la famosa portada en una de las caras y una imagen de las primeras sesiones de fotos de Britney en la otra.

Vinilo de 'Baby One More Time', de Britney Spears
Vinilo de ‘Baby One More Time’, de Britney Spears Facebook

Pero su éxito no se terminó con su primera canción. Tras este, revolucionó la industria musical con Oops!… I Did It Again en mayo de 2000, el que siguió la misma línea de su antecesor, con canciones dance pop y baladas sentimentales. 

El álbum debutó en el número uno del Billboard 200, al vender 1,3 millones de copias en su primera semana en Estados Unidos, convirtiéndose en el álbum de una artista femenina más rápidamente vendido en su semana de lanzamiento en esa época.

En 2001 lanza, Britney, un disco con el que la princesa del pop intenta abrir una brecha en su carrera y mostrar un lado más maduro.Convertida en un auténtico fenómeno música, Britney vuelve a triunfar y esta vez vende más de 6 millones de copias. 

Tras unos meses alejada del mundo de la música Britney vuelve con sorpresas. La creación de su nuevo disco Me against the music, acaparó más miradas de las que ya se posaban en ella. El álbum fue trabajado codo a codo con un personaje tan importante de la escena musical como es Madonna. Parece ser que ambas artistas acordaron esta colaboración durante la preparación de la gala de los premios MTV, en la que, junto a Christina Aguilera, protagonizaron el beso más polémico y comentado de la historia de la televisión estadounidense.

En el plano personal Spears terminó casándose con Kevin Federline en 2004, padre de sus dos hijos, Sean Preston y Jayden James. Sin embargo, en 2006, año en el que nació su segundo niño, la cantante pedía el divorcio al conocido bailarín.

Britney no paró de cosechar éxitos, pero la vida del famoso no la llevó a buen puerto. Tras su separación la vida de Britney dio un giro de 180 grados. Continuó siendo el centro de atención. Pero no precisamente por su música. Con sus 25 años recién cumplidos y dos hijos, la cantante decidió recuperar el tiempo perdido saliendo cada noche con la no menos polémica Paris Hilton en fiestas hasta el amanecer y de las que no han faltado fotografías en actitudes poco recatadas. Estos excesos acabaron pasándole factura y aunque puso a la venta su quinto álbum de estudio, Blackout, Britney tuvo que ingresar en un centro de Malibú donde tras su salida confesó: «Toqué fondo. No fue el alcohol o la depresión la causa de mi estado, era como una niña afectada por ADD (siglas que en algunos medios se han traducido como Atention Deficit Disorder, desorden de déficit de atención). Tenía un manager desde hace mucho tiempo e intentaba dirigir mi vida después de mi divorcio. Estaba abrumada y un poco impresionada. No sabía a quién acudir».

Britney comenzó a resurgir de sus cenizas en a mediados de 2008 con el apoyo incondicional – o eso creíamos- de su familia y ayudada por su hermana, quien se convirtió en madre con tan solo 16 años. Así, lanzó su sexto álbum de estudio, Circus, con el que volvió a subirse a los escenarios, después llegó Femme Fatale en 2011, Britney Jean en 2013, y Glory, el culmen de su carrera artística en 2016.

Pero los problemas de Spears no terminaban ahí. Fue el 30 de septiembre de 2021 cuando Britney consiguió su libertad. Había estado trece años bajo la férrea tutela legal de su padre, que fue acusado de aprovechar el ingreso psiquiátrico de su hija, para hacerse cargo de su vida y fortuna, unos 60 millones de dólares. Durante trece años fue tratada legalmente como una menor de edad y se le privó de cualquier decisión personal, médica o financiera. A pesar de todo, nunca dejó de abultar las cuentas familiares con su música.

Un partidario de la cantante estadounidense Britney Spears participa en una manifestación frente al Palacio de Justicia de Stanley Mosk
Un partidario de la cantante estadounidense Britney Spears participa en una manifestación frente al Palacio de Justicia de Stanley Mosk EP

James -padre de Britney-, consciente de su falta convicción, ha decidido explicar con precisión y de una forma más clarificadora qué ha ocurrido en estos años en un libro que llevará también la firma del exmarido de Britney, Kevin Federline. La noticia ha sorprendido porque esta singular pareja de autores protagonizó serias trifulcas en el pasado.Ahora padre y exyerno se han sentado a escribir una especie de tratado sobre la paternidad que más bien suena a vendetta. «Todo lo que puedo decir es que la mayoría de la gente no tiene idea de cuál es la verdad, ha desvelado a The Sun.

El nuevo estacazo le ha llegado de su propia productora, que ha anunciado que la cantante tendrá su propio musical en Broadway. Se estrenará en junio de 2023 con el título ‘Once Upon a One More Time’ y repasará los mayores éxitos de la estrella del pop, pero ella no intervendrá. Tampoco se hará mención a su vida, aunque servirá para dar a su música el lugar que le corresponde.

Te puede interesar

Comentar ()