Metro de Madrid ha establecido la apertura automática de aproximadamente el 64 % de las puertas de los vagones del subterráneo como una de las medidas adicionales para mitigar el riesgo de contagio por el coronavirus.

Fuentes de Metro han indicado a Efe que esta medida se ha aplicado en todos los vagones donde «ha sido técnicamente posible» y permite que los usuarios no toquen los dispositivos de aperturas.

Otras de las medidas que se han establecido es que en todas las estaciones de Metro se mantendrá siempre una puerta abierta para la entrada de las estaciones y otra para la salida, por lo que los usuario tampoco tocarán las puertas.

Estas prevenciones establecidas por Metro se unen a las anunciadas por la Comunidad de Madrid de desinfectar a diario los vehículos destinados al transporte regular de viajeros, según establece la Orden decretada este lunes por la Consejería de Sanidad para evitar la propagación del coronavirus.

El uso de Metro en la Comunidad de Madrid ha registrado una caída del 35,8 % con respecto al miércoles de la semana pasada, al transportar en hora punta de la mañana (de 6.00 a 9.00 horas) 332.548 viajeros frente a los 518.057 de hace siete días.

Según ha informado el Gobierno regional, el uso del suburbano se ha venido reduciendo desde este lunes, día 9, cuando cayó un 8 % con respecto a la semana anterior, registrando 2.120.371 viajeros en toda la jornada.

Este martes, 10 de marzo, el uso de Metro fue aún menor, un 8,9 % menos que el lunes, con 1.931.915 viajeros (un 17 % menos, 396.134 pasajeros menos, que el martes de la semana anterior).