El pleno del Congreso ha aprobado hoy por unanimidad -330 votos- la creación de una comisión de investigación que analice el origen de la crisis financiera desde el año 2000.

Los grupos parlamentarios en su totalidad han llegado a un acuerdo a través de una enmienda transaccional para iniciar esta comisión de investigación sobre las cajas de ahorro y el rescate financiero, que ha llevado al pleno el grupo parlamentario Unidos Podemos junto con el Grupo Mixto.

Los grupos quieren indagar la respuesta que dieron los representantes políticos

Esta comisión se creará en los dos próximos meses e investigará “las causas que originaron la crisis financiera, desde su gestación hasta el estallido de la burbuja de crédito financiero”, así como la evolución del crecimiento de crédito y del endeudamiento privado frente al exterior, la regulación financiera, inmobiliaria y urbanística; el efecto de la crisis internacional; el estallido de la burbuja inmobiliaria y la políticas económicas monetarias y financieras adoptadas.

Además de estas cuestiones, los grupos quieren indagar en la respuesta que dieron a estos problemas los representantes políticos, así como los organismos de supervisión durante la gestación de la crisis hasta su resolución. En este sentido, partidos como Ciudadanos o PP han señalado directamente al ex presidente José Luis Rodríguez Zapatero por negar abiertamente la crisis.

Dentro de esta investigación hay una referencia específica a la gestión de Bankia, su salida a Bolsa y posterior rescate. El grupo socialista ya pidió una comisión de investigación sobre este caso concreto en el año 2012, pero finalmente no vio sus frutos. “Hay que estudiar todo lo que sucedió y el origen del problema”, ha señalado el diputado socialista Pedro Saura. Según las estimaciones realizadas por el Tribunal de Cuentas, el coste acumulado de los recursos públicos empleados en el proceso de reestructuración bancaria se situaba, al cierre de 2015, en 60.718 millones de euros.

Los representantes parlamentarios han insistido en llevar a cabo esta investigación con “rigor y transparencia” y han recalcado que no será un “juicio paralelo”, ya que será finalmente la justicia la que actúe.

La comisión estará formada por cuatro miembros del PP, tres del PSOE, Podemos y Ciudadanos; dos del Grupo Mixto; uno de ERC y uno del PNV, aunque a la hora de votar se atenderá el voto ponderado, el peso que cada grupo tiene en el Pleno de la Cámara. La duración de esta comisión será de seis meses desde su constitución, aunque podrá ser prorrogada por acuerdo de la Mesa del Congreso.

Ciudadanos celebra la investigación

“Llega cinco años tarde pero por fin llega esta investigación”, ha señalado el diputado de Ciudadanos Toni Roldán. En su intervención, Roldán ha celebrado que se lleve a cabo esta investigación, pero no sin antes recordar las anteriores propuestas de Ciudadanos para iniciarla, que fueron rechazadas.

Rivera ya adelantó la pasada semana su deseo de que se investigue lo más ampliamente posible y no sólo el caso concreto de Bankia, sino todas las cajas, incluyendo Caixa Catalunya, algo que ha respaldado el Partido Popular. Todos los grupos parlamentarios han mostrado su deseo de conocer cuáles han sido “los errores del pasado para no repetirlos en el futuro”.