El Juzgado de lo Mercantil número 1 de Vitoria ha condenado a Kutxabank a eliminar el cobro de una comisión por ingreso de efectivos en cuentas de la entidad sin ser titular de ellas. La entidad que agrupa a las cajas de ahorro vascas cobra dos euros de comisión a quienes sin ser titulares de la cuenta en la que van a efectuar el ingreso ordenan un pago a la misma. Comisión que, como en otras entidades, se aplicaba también por la inclusión del concepto del citado ingreso. En la sentencia del pasado día 10 el Juzgado vitoriano concluye que se trata de «una práctica abusiva» contraria a la protección de los consumidores y usuarios por lo que considera que el cobro del citado concepto debe ser nulo. Por ello condena a la entidad financiera a que cese en esta práctica y a eliminarla de sus condiciones generales la clausula contractual.

En su argumentación el juzgado considera que el denominado «servicio de caja», por el que se rigen los cobros y pagos del titular de una cuenta corriente, ya está incluido en la comisión de mantenimiento que se aplica a los titulares de las cuentas corrientes de la entidad. Un servicio básico que incluye no sólo recibir cobros sino también efectuar pagos, pagos que pueden proceder bien del titular de la cuenta corriente o de terceros. El juez detalla que el banco ya está recibiendo una remuneración por este servicio y por tanto no está justificado que vuelva a cobrar, en este caso a un tercero, una comisión por un servicio que ya está siendo remunerado por el titular de la cuenta corriente. Apunta incluso que el banco no puede escudarse en que la citada comisión es el cobro de un servicio que se presta «al ordenante» y no titular de la cuenta. Le recuerda que ese servicio ya estaba pagado y que si aplica esta comisión está cobrando dos veces por un mismo servicio.

Expresa de modo grafico que si el titular de la cuenta ya abona una comisión de mantenimiento por el servicio volver a hacerlo al depositante ajeno a la entidad conlleva una duplicidad de cobro por un servicio que tan sólo se ha prestado a una de las partes. Kutxabank ya ha manifestado que recurrirá ante la Audiencia Provincial de Alava la sentencia. Esta entidad ya fue condenada por el cobro de una comisión por las cuentas corrientes en las que se acumulaba un saldo negativo.