Una multitud de periodistas y trabajadores de la comunicación -mujeres mayoritariamente, también hombres- ha llenado la Plaza de Callao de Madrid, al grito de Las Periodistas Paramos. Callao es un lugar emblemático para el gremio, porque es donde está la antigua sede de la Asociación de la Prensa de Madrid.

Un grupo de mujeres, entre las que destacaba la presentadora de televisión Isabel Gemio, ha leído de manera colectiva un manifiesto. Con varios puntos. “Queremos denunciar el techo de cristal y el techo salarial que hay en los medios. Pedimos una revisión de categorías, criterios y complementos profesionales” para igualar las condiciones de trabajo de ambos géneros, han resaltado las portavoces del acto.

“Ninguneo y condescendencia”

“Denunciamos la precariedad y la inestabilidad laboral de las freelance y falsas autónomas”, ha sido otra de las denuncias. Las diatribas más duras se han dirigido al “acoso laboral y sexual” que se da “en los medios, pero también con las fuentes. “El ninguneo, el paternalismo, la condescendencia y el mansplanning están a la orden del día.

Otra de las críticas ha ido contra el “presentismo” -permanecer en el puesto de trabajo sin hacer nada-, una “dinámica alejada de las necesidades de los cuidados”.

Las periodistas en huelga han reivindicado que casi 8.000 mujeres del gremio ha firmado ya el manifiesto. La convocatoria ha arrancado pasadas las 12 de la mañana y se ha disuelto hacia la una y cuarto. Han coincidido con una protesta de trabajadoras de Fnac en Callao.