Economía | Empresas

Xiaomi protagoniza el mayor estreno en bolsa de una tecnológica en cuatro años

El fabricante de smartphones alcanza una valoración superior a los 53.000 millones de dólares, muy lejos de sus pretensiones iniciales

Xiaomi protagoniza el mayor debut de una tecnológica en bolsa desde 2014.

El cofundador de Xiaomi Lei Jun durante el debut de la compañía en la bolsa de Hong Kong. EFE

Xiaomi ya está en bolsa. El cuarto mayor fabricante de smartphones del mundo ha protagonizado este lunes su debut sobre el parqué, en el que ha sido el mayor salto al mercado de una compañía tecnológica en el mundo desde 2014.

Y eso que el grupo chino se ha quedado muy lejos de sus expectativas de valoración. La compañía fundada por el multimillonario Lei Jun pretendía, al inicio del proceso, alcanzar una valoración próxima a los 100.000 millones de dólares (unos 85.000 millones d euros), pero ha tenido que ir rebajando sus aspiraciones hasta, debutar finalmente con una capitalización de 53.900 millones de dólares (45.800 millones de euros), lo que significa, por poner en contexto, un tamaño superior al de Iberdrola, BBVA o Telefónica.

En cualquier caso, y pese a la rebaja de sus valoraciones, Xiaomi no ha disfrutado de un apacible debut sobre el parqué y ha cerrado con un recorte del 1,2%, que llegó a superar por momentos el 5%. La compañía ha hecho su debut en un entorno complicado para las bolsas de China y Hong Kong -en la que se ha estrenado-, muy golpeadas en los últimos tiempos por las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China. Además, el retraso en la emisión de CDR -Recibos de Depósitos Chinos- que permitan negociarse en el mercado chino las acciones del fabricante de smartphones también han jugado en su contra en su estreno bursátil.

Las acciones de Xiaomi cierran con recortes del 1,2% en su primer día de negociación

Sin embargo, algunos expertos creen que la rebaja en las valoraciones de Xiaomi antes de su salida a bolsa y su tropiezo en el día de su debut responde a dudas más profundas sobre el verdadero potencial de la compañía china, en un momento en que se discute su capacidad para pasar de ser un mero fabricante de hardware para convertirse en un gigante de Internet. Y es que la dirección de Xiaomi había planteado su salto al parqué a valoraciones superiores a las de grupos como Apple, Tencent o Facebook.

«A pesar de que afirma ser una empresa de Internet con muchos negocios relacionados con el big data, sigue siendo una empresa de hardware en términos de fuente de ingresos. Incluso en los teléfonos inteligentes, la mayoría de los dispositivos que vende son productos de gama baja», explica Elsie Sheng, analista de Oriente Finance Holdings, en declaraciones a la agencia Bloomberg.

La valoración registrada por Xiaomi en su debut bursátil apenas supera los 45.500 millones de dólares en que se valoró la compañía en su última ronda de captación de fondos, en 2014, lo que muestra una limitada capacidad de crecimiento para una compañía que ya en 2016 se vio amenazada por el estancamiento de sus ventas. Con todo, los defensores del grupo de teléfonos móviles recalcan su dominio en mercados de elevado potencial como China e India y su diversificación hacia negocios relacionados con el Internet de las Cosas para apostar a su crecimiento futuro.

Pérdidas

Xiaomi registró pérdidas de 7.005 millones de yuanes (928 millones de euros) en los tres primeros meses de 2018, mientras en el conjunto del pasado ejercicio contabilizó pérdidas de 43.826 millones de yuanes (5.805 millones de euros).

Sin tener en cuenta el impacto de elementos no recurrentes, Xiaomi logró un beneficio en el primer trimestre de 1.038,2 millones de yuanes (137 millones de euros), cuando en todo el año precedente logró un resultado de 3.945 millones de yuanes (522 millones de euros).

En cuanto a los ingresos operativos, el fabricante chino de teléfonos móviles alcanzó entre enero y marzo de 2018 los 34.412 millones de yuanes (4.560 millones de euros), cuando en el conjunto de 2017 sus ingresos sumaron un total de 114.625 millones de yuanes (97.226 millones de euros).

Te puede interesar

Comentar ()