Economía

Calviño: "Antes o después volverá a haber una crisis económica"

logo
Calviño: "Antes o después volverá a haber una crisis económica"

La ministra de Economía, Nadia Calviño, en el Congreso. EFE

Resumen:

La ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño, ha afirmado este martes que "antes o después volverá a haber una crisis económica, financiera", por lo que su objetivo es que sea "lo más tarde posible" y que la economía sea "sólida y robusta" para evitar los ajustes de la última crisis, al tiempo que ha defendido que para reducir el déficit no basta con el crecimiento y un recorte del gasto, sino que es el momento de subir los impuestos antes de que la economía se desacelere. "En contra de lo que algunos dijeron hace 10 o 15 años, los ciclos económicos no han desaparecido y no tenemos que engañarnos, antes o después volverá a haber una crisis económica, financiera", ha reconocido Calviño en declaraciones a los periodistas tras mantener un encuentro con empresarios alemanes y españoles en Frankfurt (Alemania), organizado por la Cámara de Comercio, coincidiendo con el décimo aniversario de la caída de Lehman Brothers. La titular de Economía ha asegurado que en los últimos años la economía española se ha recuperado de forma "notable" por el crecimiento de las exportaciones gracias a las importantes ganancias de competitividad y la internacionalización, informa Europa Press.

La ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño, ha afirmado este martes que «antes o después volverá a haber una crisis económica, financiera», por lo que su objetivo es que sea «lo más tarde posible» y que la economía sea «sólida y robusta» para evitar los ajustes de la última crisis, al tiempo que ha defendido que para reducir el déficit no basta con el crecimiento y un recorte del gasto, sino que es el momento de subir los impuestos antes de que la economía se desacelere.

«En contra de lo que algunos dijeron hace 10 o 15 años, los ciclos económicos no han desaparecido y no tenemos que engañarnos, antes o después volverá a haber una crisis económica, financiera», ha reconocido Calviño en declaraciones a los periodistas tras mantener un encuentro con empresarios alemanes y españoles en Frankfurt (Alemania), organizado por la Cámara de Comercio, coincidiendo con el décimo aniversario de la caída de Lehman Brothers.

La titular de Economía ha asegurado que en los últimos años la economía española se ha recuperado de forma «notable» por el crecimiento de las exportaciones gracias a las importantes ganancias de competitividad y la internacionalización, informa Europa Press.

Según Calviño, la devaluación interna a través de la reducción de salarios es un elemento «positivo» para la competitividad, pero ha conducido a una caída de los niveles de bienestar y precarización de las condiciones laborales, por lo que ha abogado por poner las bases para mantener la competitividad y aumentar los salarios y el nivel de bienestar de los trabajadores.

Para ello, ve necesario invertir en Educación, innovación y ciencia para aumentar la productividad en paralelo a los aumentos salariales, lo que hará que España no pierda competitividad. De hecho, ha calificado de «muy positivas» las cifras de los últimos meses que reflejan una «paulatina recuperación» de los niveles salariales y un mantenimiento de las ganancias de competitividad respecto a los competidores, incluso en un entorno de apreciación del euro.

«Los datos que recibimos son bastante alentadores, las reformas estructurales hay que hacerlas ahora, que tenemos un buen crecimiento económico, para que se mantenga lo más largo posible y no se vuelvan a generar desequilibrios», ha agregado.

El momento de subir impuestos

Respecto a la subida de impuestos que ultima el Gobierno, Calviño ha defendido que es «imperativo» reducir el déficit público, si bien considera que no cabe fiar dicha reducción solo al crecimiento económico ni prever un recorte «brutal» del gasto público, por lo que «este es el momento para hacer los ajustes estructurales» que sitúan a España en una senda de «más estabilidad» en los presupuestos públicos.

«Una subida de impuestos parece que es un elemento que tiene que jugar un papel importante», ha apostillado Calviño, quien ha esgrimido como argumentos también la menor presión fiscal de España (38%) respecto a la media europea, así como el asunto de la «justicia» del sistema impositivo, ya que hace 10 años no existían actividades productivas que ahora sí y no están gravadas.

«Tenemos que asegurarnos que las grandes empresas no pagan menos que las pymes, que las personas con sueldos más altos pagan los impuestos que proporcionalmente le corresponden y que las actividades digitales no tienen ventaja comparativa porque no pagan impuestos que si pagan los actores que trabajan a pie de calle», ha enfatizado.

Por ello, opina que «se exige una reflexión y aprovechar el momento de buen crecimiento en el que hay posibilidades para actuar», ya que «cuando llegue, si llega en el futuro una situación de desaceleración económica, no se tendrá la oportunidad en ese momento de hacer ajustes estructurales, será demasiado tarde».