Economía | Empresas

Telefónica recula y reducirá su dependencia de la china Huawei para lanzar el 5G

La operadora argumenta que se trata de una decisión técnica y que apostará por tener varios proveedores para impulsar la red de la nueva generación de telecomunicaciones.

logo
Telefónica recula y reducirá su dependencia de la china Huawei para lanzar el 5G
Fachada de la sede central del Grupo Telefónica.

Fachada de la sede central del Grupo Telefónica. ep

Resumen:

Telefónica tiene intención de reducir de forma progresiva en el medio plazo la presencia del fabricante chino Huawei en el núcleo (‘core’) de su red 5G, una decisión que se enmarca en su estrategia de contar con varios proveedores en la arquitectura de la red de la nueva tecnología móvil de cara a su despliegue masivo, que se espera para 2022.

Así lo ha confirmado la compañía después de que el director de Tecnología e Información (CTIO) del grupo Telefónica, Enrique Blanco, haya anunciado en sendas entrevistas a ‘Reuters’ y ‘Expansión’ la intención de la operadora de reducir drásticamente la presencia de la compañía china en la parte más estratégica y sensible de la red 5G a partir de 2024.

Telefónica detalla que durante el despliegue inicial del 5G continuará utilizando el ‘core’ de la actual red 4G, proporcionado por Huawei en mercados clave como España y Alemania, en los países en los que opera en Europa. Sin embargo, añade que para el despliegue masivo del 5G en todas sus operaciones, previsto 2022, se requerirá una arquitectura en el núcleo completamente diferente, conocida como ‘standalone’.

A este respecto, explica que esta arquitectura contará con varios proveedores, no sólo uno, como ocurre en el actual núcleo de la red. En consecuencia, los ‘cores’ actuales migrarán a dicha arquitectura, asegurando que ningún proveedor gestiona ningún servicio de extremo a extremo e incrementando así la resiliencia de las redes.

Por este motivo, Telefónica anuncia que reducirá progresivamente la presencia del fabricante chino en esta estrategia multiproveedor debido a criterios relativos a la flexibilidad requerida por la arquitectura de red del futuro ‘core’.

De hecho, en su entrevista a ‘Reuters’ Blanco, que se ha incorporado al comité ejecutivo de Telefónica en la reciente reorganización anunciada a finales de noviembre, ha indicado que este cambio de postura es «una decisión puramente técnica».

En este sentido, ha explicado que el equipamiento de Huawei encaja peor en aquellas redes que tienen varias capas de diferentes proveedores, una estructura que ayuda a garantizar la seguridad del servicio. «Cuando el ‘núcleo’ viene de un único proveedor, la probabilidad de que en fallo en una parte pare toda la red es elevado», ha agregado.

Nada que ver con el veto de Trump

Blanco ha aclarado que no tienen ninguna evidencia que respalde el posible veto del Gobierno estadounidense de Donald Trump a la compañía china, a la que acusa de desarrollar equipos no seguros y con ‘puertas traseras’ que permitan el espionaje en las redes de los países que los tienen instalados, unas afirmaciones que han sido negadas tanto por Huawei como por el Ejecutivo del país asiático.

«No tenemos evidencias de puertas traseras… lo vigilamos cada día», ha afirmado Blanco, quien ha incidido en que la protección de los datos es el factor que ha llevado a la compañía a querer contar con varios proveedores en el núcleo de la red 5G para que ninguno, «independientemente de su nacionalidad, tenga toda la información en su sistema».

A este respecto, desde la compañía, agregan que Huawei sigue siendo un «proveedor importante» para Telefónica y continuará trabajando con la operadora en otras áreas clave como las redes de acceso radio.

Comentar ()