Economía | Empresas

La CNMC corrige a Aena y le impone una rebaja mayor de lo que cobra a las aerolíneas

El supervisor aprueba un recorte de las tarifas aeroportuarias del 1,44% para el próximo año, frente a la propuesta del gestor de los aeropuertos de bajar las tasas un 1,17%.

Un avión de la aerolínea Vueling.

Un avión de la aerolínea Vueling. Efe

Las aerolíneas pagarán menos el próximo año por usar los aeropuertos españoles. Y, de hecho, pagarán aún menos que lo que pretendía cobrar Aena, el gestor de la red de aeropuertos y controlado por el Estado español con una participación del 51%.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha aprobado la resolución de supervisión sobre las tarifas aeroportuarias aplicables por Aena en el ejercicio 2020. Y en ella el supervisor corrige la propuesta de la propia Aena de bajar las tasas un 1,17% y determina un recorte global del 1,44% de las tarifas, que entrará en vigor a partir del próximo marzo.

La CNMC impone una reducción mayor basándose en dos factores. Por un lado, por la diferente estimación de tráfico de pasajeros realizada para 2020 (1,3% de crecimiento estimado por Aena en 2020 frente al 2,7% estimado por el supervisor) Y, por otro, por la modificación del índice de actualización de precios aplicado: la CNMC aprobó el 7 de noviembre un valor para el índice del 0,8% frente al 1% aplicado por Aena.

La rebaja del 1,44% aprobada por la CNMC se reparte con diferente intensidad entre los distintos servicios aeroportuarios (aterrizaje, pasajeros y seguridad, entre otros), de forma que al final se equilibren los costes y los ingresos de cada prestación. Para el ejercicio 2020 se han aprobado las siguientes subidas y bajadas de las tarifas en función del servicio: aterrizaje (2,7%), STA (-1,5%), meteorología (5,7%), seguridad (-3,5%), estacionamiento (4,7%), pasajeros (-3,3%), servicios de PMR (5,5%), pasarelas (-8,3%), handling (4,7%), catering (4,5%) y combustibles (0,2%).

La CNMC ha evaluado el proceso de consultas de las tarifas aeroportuarias llevado a cabo entre Aena y las aerolíneas y ha concluido que se han seguido los procedimientos legales de transparencia y de consulta, de acuerdo con la normativa. Además, ha determinado mejoras que deberán adoptarse en los sucesivos procedimientos y, en particular, la información que deben intercambiar los interesados durante los mismos.

La CNMC recoge así en parte las quejas de las propias aerolíneas. Las patronales de las compañías aéreas que operan en España presentaron varios recursos ante la CNMC para tumbar el plan de Aena

La Asociación de Líneas Aéreas (ALA, en la que se integran setenta aerolíneas nacionales e internacionales con actividad en España) presentó un recurso en solitario y Aceta (la  patronal de las compañías aéreas españolas) e IATA (la patronal global del sector aéreo) otro segundo recurso conjuntamente. Esta misma semana ALA y Aceta han anunciado su fusión en una sola asociación.

Las aerolíneas consideraban “insuficiente” la rebaja de tarifas que plantea Aena para el próximo año y reclamaban a la CNMC que fuerce un recorte mayor de lo que pagan por utilizar las instalaciones aeroportuarias en España.

El gestor de la red de aeropuertos mantiene su objetivo obligatorio por ley de bajar un 11% las tasas durante el periodo 2017-2021, lo que implicaría una rebaja media anual del 2,2% en ese plazo. Sin embargo, las tarifas de cada año se calculan en función de los costes reales del ejercicio anterior y Aena puede modular la rebaja o incluso congelar las tasas.

En 2017 y 2018 la rebaja de las tasas aplicada por Aena fue del 2,22% cada ejercicio, este año han quedado congeladas y el próximo ejercicio pretende una rebaja inferior a la media. Las patronales aéreas ya recurrieron ante la CNMC el plan de tarifas de la compañía para este año, pero el supervisor avaló la congelación de los precios que pagan.

Comentar ()