Damm ha presentado un Expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) para los 443 trabajadores de su planta en El Prat de Llobregat (Barcelona) por la afectación que les ha provocado el cierre de bares y restaurantes por el estado de alarma decretado para contener el contagio del coronavirus, han informado este jueves fuentes de la compañía a Europa Press.

Según adelantaba ‘Expansión’, el expediente temporal se registró ante la Conselleria de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias de la Generalitat, la autoridad laboral competente en Cataluña, el lunes 23 de marzo y aún no ha sido resuelto –el departamento tiene un plazo de cinco días hábiles para hacerlo–.

Las citadas fuentes han indicado que el ERTE aplicado sobre la totalidad de la plantilla de la fábrica de El Prat no se ha planteado por razones de fuerza mayor, y esperan poder retirarlo tan pronto como se vuelva a la normalidad.

El ERTE y las condiciones salariales han sido pactadas con el comité de empresa, y el expediente se va adaptando cada semana y afecta a un número diferente de trabajadores: esta semana se ha aplicado sobre 70 y la que viene se prevé que sean menos.