Economía

Trabajo revisará las funciones y el personal del SEPE tras el caos de los ERTE

El objetivo es adecuar el organismo para garantizar que puede prestar un servicio de calidad

La ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz. Eduardo Parra / Europa Press

El Ministerio de Trabajo y Economía Social está elaborando una nueva Relación de Puestos de Trabajo (RTP) del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). Es decir, está analizando cuáles son las funciones del organismo y qué puestos son necesarios para desarrollarlas. De esta forma, Trabajo podrá revisar qué recursos son precisos para que el SEPE funcione con normalidad.

El objetivo, comentan fuentes de Trabajo, es «garantizar un servicio de calidad y adecuado a las necesidades de los ciudadanos». Y es que con la pandemia, el SEPE ha multiplicado su carga de trabajo. Sin embargo, el RTP es un documento técnico en el que se plasma por escrito cuál es la estructura del organismo. Por este motivo, esta revisión no significa nuevas contrataciones, o al menos, no de momento, hasta que no se revisen cuáles son las necesidades reales del SEPE.

Las mismas fuentes explican que esta nueva revisión incluirá una actualización de procesos y herramientas que no recoge el documento actual. Según publicó El Economista, Trabajo quiere digitalizar el SEPE y ampliar la gestiones que se pueden realizar en el organismo a través de internet. Por ello, también es urgente actualizar la RTP, para definir los nuevos puestos y funciones.

Fuentes sindicales explican a este periódico que dentro de la función pública el SEPE es un organismo «poco atractivo» por su carga de trabajo y sus retribuciones y complementos. En este sentido, creen que Trabajo busca hacerlo «más atractivo», a partir de una nueva RTP.

Los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) junto con el resto de prestaciones que ha tenido que tramitar el organismo han puesto el foco sobre los recursos de una plantilla que ha perdido más de un millar de funcionarios en los últimos cuatro años.

Interinos

Precisamente para dar respuesta al aluvión de ERTE, el SEPE incorporó a 1.500 interinos. Estos refuerzos, «insuficientes», según fuentes sindicales, tienen un contrato vigente hasta el mes de marzo, después de prorrogarse con la autorización de la Comisión Ejecutiva de la Comisión Interministerial de Retribuciones (CECIR).

En esta línea, desde CSIF han denunciado que la continuidad de estos trabajadores no esté garantizada hasta final de año, teniendo en cuenta las perspectivas laborales de 2021. Sin embargo, fuentes de Trabajo apuntan que a partir de marzo «volverán a prorrogarse».

No es sólo que las perspectivas laborales no sean muy halagüeñas para este año, sino que además, la Comisión Tripartita formada por representantes empresariales, sindicatos y Gobierno en relación a los ERTE ya trabaja en su prórroga hasta finales de mayo. Por ello, los trabajadores del SEPE insisten en que siguen siendo necesarios más recursos para el organismo.

Comentar ()