Economía | Empresas

El Gobierno aprueba "con condiciones" la OPA de IFM sobre Naturgy

Fachada de la sede central de Naturgy, en Madrid

Oficina de Naturgy ubicada en la capital, Madrid EP

Fumata blanca en el Ejecutivo de Pedro Sánchez acerca de la OPA del fondo australiano en Naturgy. El Gobierno ha dado luz verde a la entrada del capital extranjero en la energética española siempre y cuando «se cumplan una serie de requisitos» durante los próximos cinco años, según ha avanzado la ministra de Transición Ecológica Teresa Ribera, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

En concreto, IFM no podrá desprenderse de activos capitales para los intereses de España, al tratarse de una empresa estratégica; no podrá excluirla de negociación en bolsa y deberá mantener una política de dividendos «prudente» para seguir acometiendo inversiones.

A su vez, el Ejecutivo insta al fondo australiano a mantener su plantilla en España por lo que no podrá acometer despidos masivos en un período de cinco años. Ribera, en este sentido, ha indicado que «es un acuerdo que introducen unas condiciones importantes». «El empleo es fundamental en un grupo que tiene presencia en todo el mundo y queremos que los trabajadores se mantengan», ha apostillado. Cabe recordar que Naturgy presentó un ERE voluntario hace unos meses.

El Ejecutivo también obliga al fondo de inversión australiano a que la sede social de Naturgy se mantenga en España. De no realizar este tipo de condiciones en los próximos cinco años, el Gobierno acometerá la revocación del beneplácito y lo calificará con “infracción muy grave”.

La ministra ha querido defender la validación de la OPA y ha considerado que «se abre la puerta a un inversor serio» y reafirma el compromiso del Gobierno de atraer capital extranjero a España. En el Ejecutivo había cierta división para dejar entrar a IFM en Naturgy ya que Unidas Podemos que no era la mejor opción que «fondos extranjeros controlen empresas estratégicas».

El 26 de enero de 2021, el fondo australiano IFM remitió a la CNMV el
anuncio previo de una oferta pública voluntaria parcial de adquisición sobre
un máximo del 22,68% de su capital social. La solicitud de autorización
presentada a la CNMV fue admitida a trámite el 18 de febrero. El 25 de
febrero se recibió la solicitud de autorización extranjera de acuerdo a la
normativa de inversiones exteriores. Se inició así un procedimiento, cuyo
plazo de resolución, contando con la interrupción para el requerimiento de
información, vence el 17 de septiembre de 2021.

Turno de los accionistas

Con las autorizaciones pertinentes aprobadas, es turno de los accionistas. Criteria Caixa, máximo accionista de Naturgy, ya avisó a IFM que “velaría por los intereses” de los propios accionistas del brazo inversor del banco y que “aumentaría hasta el 29,99%” su participación en la energética, dejando en una posición de escasa liquidez de títulos en el mercado. El fondo australiano tan solo acometerá la compra si logra adquirir, al menos, el 17% de la sociedad.

La compañía del sector energético está participada por los fondos GIP (20,6%) y CVC -con el grupo March- (20,7%), la estatal argelina Sonatrach (4,1%) y Norges Bank (1,1%).

IFM comunicó esta misma semana que reducía el precio de la OPA por acción hasta los 22,07 euros por ajuste del dividendo que repartió recientemente Naturgy.

Te puede interesar

Comentar ()