Portobello Capital busca crear un gigante de los servicios a partir de la compra de las filiales dedicadas a esta actividad de las principales constructoras de España, según informa el diario Expansión.

Las fuentes consultadas por el diario económico señalan que tras firmar la adquisición del negocio de conservación y mantenimiento de infraestructuras de Ferrovial en España, el fondo de capital riesgo se ha fijado en las divisiones de Acciona y Sacyr, las compañías que presiden José Manuel Entrecanales y Manuel Manrique, respectivamente.

El objetivo son compañías dedicadas a los servicios para empresas, desde actividades relacionadas con ‘facility management’ (gestión de edificios), limpieza viaria, conservación de zonas verdes o explotación de las torres de control a los sectores de las ambulancias, servicios de a bordo de Renfe y ‘handling’ aeroportuario, entre otros.

Se trataría, según Expansión, de negocios intensivos en capital humano, con unos márgenes bajos y sensibles a la reforma laboral que propone el Gobierno para convertir en fijos a parte de los trabajadores temporales, lo que podría traducirse en un aumento de los costes para las empresas que se dedican a estas actividades.

Indica que estos condicionantes han motivado que algunas constructoras hayan catalogado sus filiales de servicios como actividades no estratégicas y que es en este contexto en el que Portobello busca aprovechar las sinergias que supondría consolidar el sector.

La gestora española de private equity firmó la compra del 75% de la división de servicios de infraestructuras de Ferrovial la semana pasada. El acuerdo habría tasado la empresa en 186 millones de euros incluída deuda.

Para incrementar los recursos de la compañía Portobello dispone de 150 millones de euros de su Fondo IV que acaba de liberar mediante la constitución de un fondo de coinversiones, tal y como publicó Expansión en octubre. Adicionalmente, dispondría de recursos reservados de su Fondo IV para potenciales adquisiciones y programas de coinversión firmados con sus inversores.

La fuentes consultadas por el periódico señalan Sacyr estaría dispuesta a estudiar ofertas por una parte de su filial de servicios Valoriza excluyendo el negocio de tratamiento de residuos. Entre sus actividades están el contrato de limpieza firmado con Aena para tres terminales del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid–Barajas y dos de Barcelona-El Prat, así como la gestión de edificios de oficinas, centros de formación y centros críticos de Endesa en España y las oficinas de Madrid y delegaciones comerciales de Repsol.

Respecto a Acciona, indica que en verano ya estudió la fusión de su división de servicios con la de Ferrovia pero los contactos no llegaron a concretarse en acuedos. Hay otras constructoras que tienen filiales de servicios como ACS a través de Clece y OHLA con Ingesan.

“Vemos importantes oportunidades de crecimiento orgánico y potencial de consolidar un mercado fragmentado”, explica Íñigo Sánchez-Asiaín, socio fundador de Portobello, en declaraciones tras el acuerdo alcanzado con Ferrovial, operación que está previsto que se cierre en el primer trimestre de 2022, que recoge el periódico económico.