Economía

Bruselas rebaja en casi dos puntos su previsión de crecimiento para España

La diferencia con el cálculo del Gobierno es grande: de 1,9 puntos para este año y de 1,5 para el próximo año | España será la última de las cuatro grandes economías del euro en recuperar el nivel de PIB anterior a la crisis

El comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni y la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño.

El comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni y la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño. Alberto Ortega / Europa Press

La Comisión Europea ha rebajado en casi dos puntos su previsión de crecimiento para España este 2021, del 6,2% que esperaba en julio al 4,6% que ha defendido este jueves. Para 2022 también ha recortado sus expectativas, en este caso, ocho décimas, del 6,3% al 5,5%. En 2023 espera que el país crezca un 4,4%.

El crecimiento estará impulsado, sobre todo, por el consumo privado, gracias al «impulso» del ahorro acumulado durante la pandemia y a la creación de empleo. A la vez, hay riesgos de cara al futuro, como la persistencia de la Covid-19 que puede amenazar al turismo a España, los cuellos de botella que están impidiendo la llegada de productos, y los precios de la energía y el transporte.

Bruselas repite así el proceso que ya llevó a cabo en julio, cuando también redujo su optimismo de cara a 2022, año en el que en mayo esperaba que España crecería un 6,8%.

Estas previsiones económicas suponen un gran distanciamiento de las del Gobierno, que aún sostiene que el PIB del país avanzará un 6,5% a lo largo de este año y un 7% a lo largo de 2022.

Se trata de un proceso que se ha repetido a lo largo de las últimas semanas, cuando los diferentes organismos y servicios de análisis han corregido sus estimaciones macroeconómicas a la vista de la incertidumbre.

Además, con estos cálculos, España será la última de las cuatro grandes economías del euro en recuperar el nivel de PIB anterior a la crisis: no lo hará hasta el primer trimestre de 2023, mientras que Alemania, Francia e Italia lo conseguirán antes de que termine 2022.

En cuanto a la inflación, Bruselas cree que terminará el año en el 2,8%, sobre todo por el repunte del gas y la electricidad. La Comisión espera que los precios continúen en «niveles récord» hasta el segundo trimestre de 2022. En contraposición, cree que en 2022 la inflación se situará en el 2,1% y en 2023, en el 0,7%.

Aun así, la Comisión se muestra optimista: «Tras registrar la mayor contracción de la UE en 2020, la recuperación económica está ganando fuerza en España. La implementación del Plan de Recuperación y Resiliencia sostendrá este crecimiento de la economía más allá del horizonte previsto (en el informe) e impulsará la inversión pública y privada», recoge el informe.

Te puede interesar

Comentar ()