Economía | Empresas

Ikea suspende sus operaciones en Rusia y Bielorrusia

La cadena sueca cerrará 17 establecimientos y tres fábricas de producción por la invasión de Ucrania

Fachada y zonas exteriores pertenecientes a la tienda Ikea de Villaviciosa de Odón, en Madrid.

Fachada y zonas exteriores pertenecientes a la tienda Ikea de Villaviciosa de Odón, en Madrid. Eduardo Parra / Europa Press

La compañía sueca de muebles y decoración Ikea ha decidido interrumpir de manera temporal sus operaciones en Rusia, así como suspender las importaciones y exportaciones de y desde Rusia y Bielorrusia, con un impacto directo sobre alrededor de 15.000 trabajadores, según ha indicado la multinacional.

«La guerra ya ha tenido un enorme impacto humano. También está provocando graves interrupciones en la cadena de suministro y las condiciones comerciales. Por todas estas razones, los grupos de empresas han decidido pausar temporalmente las operaciones de Ikea en Rusia», ha anunciado la compañía en un comunicado.

En concreto, el consorcio escandinavo ha explicado que Inter Ikea Group ha decidido interrumpir todas las exportaciones e importaciones dentro y fuera de Rusia y Bielorrusia, mientras que suspenderá todas las operaciones de producción de Ikea Industry en Rusia. «Esto también significa que todas las entregas de todos los subproveedores a estas unidades están en pausa», ha precisado.

Asimismo, Ingka Group ha tomado la decisión de pausar todas las operaciones de Ikea Retail en Rusia, mientras que el centro comercial Mega seguirá abierto para garantizar el acceso a las necesidades diarias esenciales, como alimentos, comestibles y farmacias, en el país.

«Estas decisiones tienen un impacto directo en 15.000 colaboradores de Ikea», ha indicado la multinacional, añadiendo que se han tomado medidas para asegurar el empleo y la estabilidad de ingresos para el futuro inmediato.

Por otro lado, la compañía ha indicado que la Fundación Ikea, financiada por la Fundación Ingka, en respuesta a un llamamiento de emergencia de Acnur, la Agencia de la ONU para los refugiados, realizará una donación inmediata de 20 millones de euros para asistencia humanitaria a las personas que se hayan visto desplazadas como consecuencia del conflicto en Ucrania.

Además, Inter Ikea Group e Ingka Group otorgarán inicialmente 10 millones de euros cada una para brindar apoyo en productos y asistencia a Acnur, Save the Children y otras organizaciones que trabajan en los mercados locales.

Te puede interesar

Comentar ()