Economía | Empresas

ACS estudia comprar la italiana Atlantia

Florentino Pérez estudia una oferta por el negocio de autopistas del grupo italiano de infraestructuras y ha tejido una alianza con los fondos de inversión GIP y Brookfield. Sería una de las mayores operaciones del año

El presidente del Grupo ACS, Florentino Pérez, en un acto de la compañía. EP

El grupo ACS estudia realizar una oferta por la empresa de infraestructuras italiana Atlantia, según fuentes próximas a la operación citadas por Bloomberg. De materializarse, la acción que tiene sobre la mesa la empresa presidida por Florentino Pérez se convertiría en una de mayores adquisiciones de este año 2022.

Ahora mismo, la dirección de la compañía estaría trabajando con asesores en un posible plan para adquirir la concesionaria italiana, de la que es socia en el capital de la española Abertis.

ACS ha trasladado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que todavía no ha tomado una decisión al respecto de la adquisición, que contaba con una capitalización bursátil superior a los 15.000 millones de euros al cierre del mercado.

Sin embargo, ACS ha explicado que tiene un acuerdo exclusivo con los fondos internacionales GIP y Brookfield que le permitiría hacerse con la mayoría del negocio de concesiones de autopistas.

Tras conocerse la noticia, la cotización de Atlantia llegó a dispararse un 9% en Milán. La firma controla 48 concesiones de autopistas en 11 países y opera cinco aeropuertos en Italia y Francia.

Recientemente, los Benetton aumentaron su control sobre Atlantia al elevar su participación al 33% tras la venta de 8.000 millones de euros de la división italiana de peajes, Autostrade.

Aunque Pérez podría asociarse con la familia para tomar la compañía, la información de Bloomberg no descarta una oferta hostil. ACS tiene casi 5.000 millones recién ingresados por la venta de servicios industriales a Vinci.

En junio del año pasado, Atlantia aprobó la venta del 88,06 % que posee en ASPI a un consorcio formado por el banco público italiano Cassa Depositi e Prestiti (CDP) y dos fondos de inversión internacionales. La operación le reportará unos 8.000 millones de euros.

Comentar ()