Economía | Empresas

El Gobierno cuela en el decreto del tope del gas exenciones fiscales a los dueños del South Summit

El evento, que se celebra en Madrid durante la primera semana de junio, es uno de los más importantes para el ecosistema emprendedor de nuestro país

La directora del South Summit, María Benjumea, interviene en la presentación de South Summit 2022

La directora del South Summit, María Benjumea, interviene en la presentación de South Summit 2022 EP

Pedro Sánchez y el resto de los ministros que conforman el Gobierno de coalición ven en el South Summit un evento de grandes magnitudes y entienden que merece recibir un trato diferente frente al resto de otras ferias tecnológicas y de innovación que se celebran en España.

El Ejecutivo hizo pública su apuesta por el evento en el Boletín Oficial del Estado (BOE) del pasado sábado, coincidiendo con la validación del Real Decreto aprobado en Consejo de Ministros extraordinario en el que se aprobaba el tope del gas. De hecho, Moncloa calzó el reconocimiento como «acontecimiento de excepcional interés público» al South Summit en el mismo documento en el que se aprueban diferentes medidas para frenar los precios energéticos.

Esto, en la práctica, supondrá que el evento de startups madrileño quede exento de impuestos durante el presente año. El South Summit se celebrará durante la primera semana de junio en La Nave, uno de los grandes emplazamientos de la capital española para celebrar este tipo de ferias.

El South Summit podrá “acogerse a los beneficios fiscales previstos en la Ley 49/2002, de 23 de diciembre, de régimen fiscal de las entidades sin fines lucrativos y de los incentivos fiscales al mecenazgo”, reza el documento publicado hace pocos días. Es decir, se liberará el pago del impuesto de Sociedades.

A juicio del Ejecutivo, “el South Summit se ha erigido en una plataforma global de innovación y emprendimiento que genera conexiones de alto valor para todos los actores del ecosistema y sectores económicos, con un potencial de crecimiento e impacto social muy relevante”.

Además, en el Real Decreto aprobado el pasado viernes se indica que España debe actuar decididamente a favor del emprendimiento. Como ejemplo, el Ejecutivo indica que las ayudas al South Summit se deben, en gran parte, al proyecto de Ley de Fomento del Ecosistema de Empresas Emergentes (conocido como Ley de Startups), que se encuentra en estos momentos en trámite parlamentario, debiendo aprobarse este mismo año.

Las exenciones fiscales, según el Boletín Oficial del Estado, no se limitarán a esta edición por lo que los promotores del South Summit podrán desgravarse los impuestos que deberían abonar durante otros dos años más. Es decir, que la edición de 2023 y 2024 quedarán exentas de gravámenes.

Facturación de 4 millones de euros

La promotora que será beneficiada por este decreto del Gobierno será Spain Startup and Investors Services SL, propiedad exclusivamente de la reconocida empresaria María Benjumea. Dicha compañía, que cuenta con 30 empleados -según consta en el registro mercantil-, se fundó en 2013 y tiene su sede fiscal en Madrid.

La empresa obtuvo en 2020, últimas cuentas depositadas en el registro mercantil, unos ingresos por valor de 2,73 millones de euros. Esta cifra, como no podía ser de otra forma, está completamente distorsionada por el impacto del coronavirus ya que no se pudo celebrar de manera presencial el evento. En 2019, fecha en el que la feria de innovación se celebró con total normalidad, llegó a tener una facturación de más de cuatro millones de euros.

A pesar de que La Nave no abrió sus puertas en 2020 para celebrar el South Summit, la promotora de la feria obtuvo unos beneficios netos de 551.152 euros, unas cifras similares a las de 2019.

Subvenciones y adjudicaciones

La empresa dirigida por Benjumea se embolsa cada año una cifra cercana a los 450.000 euros por la «Atracción de Talento y el Impulso de la Innovación en la Ciudad de Madrid», del Ayuntamiento de Madrid. En 2020 también recibió una ayuda del Ministerio de Asuntos Económicos, para “paliar los efectos derivados del Covid-19”, gestionada por el ICO.

Entre 2021 y lo que llevamos de 2022, la empresa ha conseguido hasta siete adjudicaciones públicas por parte del Gobierno de España y de diferentes gobiernos regionales por valor de 188.000 euros.

Te puede interesar

Comentar ()